Unas 600 familias en León quedan excluidas de la última equiparación salarial entre los cuerpos de seguridad

Los manifestantes se concentraron en las puertas de la sede del PSOE. / Sandra Santos

Jusapol denuncia que al añadir esa subida en el Complemento Específico Singular «aquellos compañeros que están en reserva han quedado fuera»

I. SANTOSLeón

La Policía Nacional y la Guardia Civil de León vuelven a salir a la calle por una equiparación real en los sueldos. En esta ocasión se han reunido frente a la sede del PSOE de la capital leonesa al grito de: 'Pedro Sánchez, dimisión'.

Los manifestantes acusan al nuevo Presidente del Gobierno «de una gran falta de respaldo a ambos cuerpos», ya que tras las manifestaciones en Cataluña varios Policías Nacionales resultaron heridos y nadie del Gobierno ha mostrado su respeto.

«No ha salido nadie del Ministerio ni del Gobierno a condenar esos actos, nos sentimos desamparados», ha criticado el Portavoz de Jusapol de León, José Manuel Chapinal, «nos sentimos solos».

Una concentración que ha reunido a más de un centenar de profesionales de ambos cuerpos quienes también han aprovechado para recriminar que un total de 13.000 familias en España han quedado fuera de la última subida al ir reflejada en el complemento específico singular, en vez de regularse por el complemento específico general. Un hecho que también afecta a más de medio millar de leoneses.

«En León, hay en torno a 600 familias, de Policías y Guardias Civiles que están en reserva y quedan fuera de esa equiparación salarial», ha remarcado Chapinal insistiendo en que si ese complemento fuera en el apartado 'específico general' no habría estas diferencias.

La Policía Nacional y la Guardia Civil siguen luchando por una equiparación justa y sobre todo real para ambos cuerpos que en esta ocasión también denuncian la falta de reconocimiento del Gobierno Central.

Contenido Patrocinado

Fotos