https://static.leonoticias.com/www/menu/img/local-leon-desktop.jpg

La Diócesis de León, en el Centro Penitenciario de Villahierro en la Fiesta de la Merced

Vista aérea de Villahierro. /
Vista aérea de Villahierro.

El obispo preside este próximo lunes día 24 a las 12,00 horas en el Centro de Villahierro la eucaristía en la jornada de la patrona del mundo penitenciario

Leonoticias Diario
LEONOTICIAS DIARIOLeón

El obispo de León de León, Julián López, presidirá este próximo lunes día 24, fiesta de Nuestra Señora de la Merced, a partir de las 12,00 horas en el Centro Penitenciario de Villahierro-Mansilla de las Mulas la eucaristía en la jornada de la patrona de las instituciones penitenciarias.

Con esta misa la Diócesis lleva al Centro Penitenciario el mensaje del curso pastoral que acaba de comenzar y que ayer tenía un hito destacado en la clausura de la XVII Semana de Pastoral en la que el obispo auxiliar de Santiago, Jesús Fernández, hacía una llamada a la Iglesia de León para afrontar una renovación pastoral que ha de tener en cuenta la «dimensión social a partir de un anuncio alegre del Evangelio», con un subrayado especial en una «pastoral de la misericordia» que tiene una piedra de toque destacada en la labor eclesial que se realiza en el Centro Penitenciario de Villahierro.

Un mensaje que ha sido un aliciente para los voluntarios del Secretariado de Pastoral Penitenciaria que cada día acercan ese mensaje del Evangelio al Centro de Villahierro, de forma que con su labor, que se reconoce de manera especial también en la fiesta de este próximo lunes, hacen realidad en la Iglesia de León el pasaje evangélico «estuve en la cárcel y me visitasteis».

Pastoral penitenciaria: cercanía y acompañamiento

En total son 24 personas las que integran el equipo de voluntarios de Pastoral Penitenciaria de la Diócesis, que acuden a diario al Centro de Villahierro para visitar a los internos en los distintos módulos de esta instalación penitenciaria. La cercanía, el acompañamiento y la escucha marcan esta acción pastoral que en algunas ocasiones da paso al rezo y a la lectura de textos bíblicos.

La presencia de la Biblia y del mensaje evangélico entre los internos de los módulos de Villahierro está siendo una de las prioridades del trabajo del Secretariado de Pastoral Penitenciaria, que desde hace ya cinco años está promoviendo la configuración de Grupos de Lectura Creyente de la Palabra para propiciar el acercamiento de las personas que se encuentran privadas de libertad al mensaje de Jesús.

Y junto a esta presencia directa en los módulos de Villahierro, los 24 voluntarios de Pastoral Penitenciaria de la Diócesis participan una vez al mes en sesiones de formación que se celebran cada primer jueves para compartir experiencias, rezar y profundizar en su formación cristiana.

Contenido Patrocinado

Fotos