Condenan a un hombre a dos años de prisión por romper los dientes a otro en un local de ocio de León

Audiencia provincial de León./
Audiencia provincial de León.

El suceso tuvo lugar en la calle Regidores de la capital leonesa el 18 de junio de 2018, cuando el agresor bofeteó en la cara a una mujer y posteriormente dio un puñetazo y una patada en la boca a su marido, que también fue pateado por otras personas

LEONOTICIAS

La Audiencia Provincial de León ha condenado a un hombre por un delito de lesiones a dos años de prisión y a indemnizar a la víctima en la cantidad de 11.493,9 euros.

El agresor golpeó a otro hombre en un local de ocio de la capital leonesa propinándole un puñetazo en la cara y una patada en la boca. A continuación, otras personas no identificadas también patearon a la víctima en otras partes del cuerpo.

La indemnización se fija para costear los gastos de tratamiento odontológico a los que tuvo que hacer frente la víctima, por los días que permaneció lesionada y por las secuelas funcionales causadas.

Los hechos probados

Se declara probado que el día 18 de junio de 2017, sobre las 4:55 horas, A.R.R. y su esposa V.M.F. se encontraban en el establecimiento de la calle Regidores de León. En un momento dado, ella se dirigió a los servicios del local de baile y, al llegar a un pasillo cercano a los baños, observó un incidente entre varias personas a los que no conocía, resultando que una de estos intervinientes la dio una bofetada en la cara sin mediar palabra alguna y sin causarle lesión.

Al regresar al lugar donde se encontraba su esposo, le comentó lo ocurrido y, ante esa situación creada, se dirigieron los dos hasta donde se encontraban esas personas para pedirles explicaciones por el incidente ocurrido, siendo entonces cuando el acusado L.J.F.A., mayor de edad y sin antecedentes penales, dio un puñetazo en la cara a A.R.R. quien, a consecuencia de ello, cayó contra el suelo, momento que aprovechó el acusado para golpear de nuevo al denunciante dándole una patada en la boca.

Con posterioridad, otras personas no identificadas también dieron patadas al denunciante en otras partes del cuerpo.

Como consecuencia del puñetazo en la cara y de la patada en la boca que el acusado propinó a la víctima, este sufrió lesiones consistentes en herida contusa en cara interna de labios, erosiones en cuello y en espalda con cervicalgia postraumática, pérdida completa de incisivo central superior y lateral derechos ( piezas 11 y 12 ), fractura con pérdida del 75% al 100% de tejido dentario perteneciente a coronas, conservando piezas de incisivos superiores central y lateral izquierdos (piezas 21 y 22 ) y rotura de revestimiento cerámico de canino superior izquierdo ( pieza 23 ). Para su curación, precisó de asistencia facultativa y tratamiento odontológico, tardando en curar treinta días que fueron de perjuicio moderado. Como secuelas le persisten la pérdida de las piezas dentales 11 y 12 ( incisivos superiores central y lateral derechos ).