https://static.leonoticias.com/www/menu/img/local-leon-desktop.jpg

León vive un 'boom' de apartamentos turísticos con la apertura de 134 nuevos alojamientos en sólo un año, hasta los 275 en la provincia

Vivienda de uso turístico en León. / N.Brandón

Sólo en León capital se registró la apertura de un centenar de establecimientos, sumando en la actualidad un total de 188 | Los registros de la Junta reducen la presencia de pisos ilegales

ANA GONZÁLEZLeón

Las viviendas de uso turístico en León se consolidan como una de las preferencias de los turistas que acuden a la provincia para alojarse. Solo en la capital ya son 188 los apartamentos turísticos registrados oficialmente, cien más que el pasado año.

La cifra se eleva a los 275 apartamentos en el conjunto de la provincia, frente a los 141 del año anterior, según datos de la Junta de Castilla y León. El número de viviendas turísticas ilegales se desconoce, aunque con la nueva normativa que entró en vigor en 2017 desde la Junta sostienen que se han reducido.

En este sentido y para poner fin al instrusismo, se han aumentado los registros e inspecciones y se ha implementado el acuerdo firmado a principios de año entre la Consejería de Turismo y Booking para eliminar de la plataforma aquellas viviendas que no cuenten con licencia. Con estos acuerdos, desde la administración autonómica esperan que el número de V.U.T ilegales haya perdido fuerza en toda la Comunidad.

Beneficio local

Los apartamentos turísticos son una «gran solución para fomentar la economía del casco histórico», sostiene Miguel Ángel Sánchez, director gerente de la Cámara de Propiedad Urbana de León. Si bien es cierto que en ciudades como Madrid o Barcelona el incremento de pisos turísticos es un gran problema, «en una ciudad como León es una buena solución para sacar rentabilidad a los inmuebles del centro».

Desde la Cámara de Propiedad señalan que sería clave «regular este tipo de apartamentos como cualquier actividad económica pero con unos requisitos asequibles que no impidan su utilización».

Desde Fevitur comparten la postura de Miguel Ángel Sánchez, y apuntan que «el sector de las viviendas turísticas no para de crecer porque desestacionaliza el turismo tradicional relegado a la época de verano, se adapta a las necesidades de cada cliente y fomenta el comercio local proporcionando un beneficio social a los barrios y establecimientos autóctonos».

Normativa

Fevitur es la federación nacional que agrupa a 23 asociaciones locales de apartamentos y viviendas de uso turístico. Una de las únicas comunidades que no cuentan con representación es Castilla y León, pero desde la Federación aseguran están «manteniendo contactos con distintas asociaciones y trabajando para su integración».

Patricia Valenzuela, directora de Fevitur, mantiene que la mayor dificultad que se plantea para las asociaciones es que se enfrentan «a 17 decretos y normativas diferentes que regulan las actividades de las V.U.T», ya que las competencias dependen de cada comunidad autónoma.

Valenzuela asegura que «hay alguna normativa correcta y eficaz, pero hay muchas otras de imposible cumplimiento que hemos recurrido desde 2013 y hemos conseguido ganar 23 sentencias en los tribunales». Sostienen que el reto real «sigue siendo normativo», y apuestan por crear «unas reglas de juego que nos permita ejercer nuestra actividad de forma eficaz».

Con relación a la lucha contra el alquiler ilegal de apartamentos turísticos, Fevitur ha puesto en marcha por segundo año consecutivo la campaña #Belegalmyfriend, con el objetivo de «sensibilizar, concienciar y luchar contra el intrusismo en la oferta del alojamiento turístico». Valenzuela apunta que quieren prestar especial atención «a la concienciación de los turistas, para persuadirles de que se alojen en viviendas regladas y que tengan un registro para solucionar eficazmente cualquier problema que pueda surgir».

La campaña se ha puesto en marcha de momento en la Comunidad Valenciana, y en los próximos meses se trasladará a más zonas tanto nacionales como europeas, ya que la federación está asociada con otras instituciones que buscan acabar con las irregularidades en la contratación de estas viviendas en toda Europa.

Cómo conseguir la licencia de V.U.T

Este tipo de inmuebles destinados a prestar servicios de alojamiento turístico deben cumplir una serie de requisitos, desde pertenecer a un mismo titular y estar dispuestos para su inmediata ocupación, hasta contar con mobiliario e instalaciones adecuadas para la conservación de alimentos y bebidas.

La Junta de Castilla y León es la encargada de conceder las licencias para darse de alta a través de la Declaración Responsable de Viviendas de Uso Turístico. Junto con este documento se debe presentar una justificación que certifique la disponibilidad del local, una acreditación de la personalidad del propietario y una licencia de ocupación o célula de habitabilidad junto con un plano de planta en el que se refleje el nombre, destino y superficie de cada dependencia.

Una vez se les ha concedido la licencia, a cada inmueble se le adjudica un número de inscripción y una placa que lo acredita como una viviendo de uso turístico.