La campaña de verano generará 3.600 empleos en la provincia

El sector servicios será quien más empleo fomente./
El sector servicios será quien más empleo fomente.

Adecco prevé que la mayor parte de las contrataciones sea en el sector servicios, seguido de la industria por la automoción | Valladolid, Burgos y Palencia superarán las 10.000 contrataciones

AGENCIAS

La campaña de verano generará 58.400 empleos en Castilla y León, lo que supone un ocho por ciento más que en 2015, gracias al buen comportamiento del sector servicios, impulsado por el turismo y la hostelería, y de la industria. Un informe de Adecco recoge que los tres meses estivales permitirán la creación de 1,1 millones de contratos en España, con un incremento interanual del 10 por ciento. La Comunidad se convierte, de esta manera, en la sexta autonomía que más empleo creará en los próximos meses, por detrás de Cataluña, Madrid, Murcia y Valencia que liderarán este ranking.

Por provincias, Valladolid (14.500 contratos), Burgos (12.300) y Palencia (10.900) estarán a la cabeza de la Comunidad en la creación de empleo durante la campaña veraniega. Les seguirán Segovia (5.800 empleos), Salamanca (4.000), León (3.600 contratos), Ávila (3.300) y Zamora (3.100). En último lugar, por número de contratos estaría Soria, con la firma de cerca de 1.000, lo que la sitúa como la provincia española en la que se firmará un menor número de contratos vinculados a la campaña de verano.

La evolución interanual sitúa a Burgos como la provincia en la que más crecerá el empleo de verano, con un incremento del 30 por ciento con respecto a 2015. Ávila se mantendrá en línea con la media nacional, con un 10 por ciento. Y el resto de provincias castellano-leonesas, en cambio, se quedarán por debajo de ese porcentaje (Valladolid, un 5 por ciento; Segovia y Salamanca, un 2 por ciento; y Palencia, León, Zamora y Soria, un 1 por ciento).

Los profesionales más demandados en Castilla y León en estas fechas serán cocineros, camareros, ayudantes de cocina, carretilleros, mozos de almacén, teleoperadores, dependientes, camareros de piso y manipuladores de alimentos, entre otros.

Los meses de junio a septiembre siempre han supuesto un impulso en las contrataciones representando incrementos interanuales de hasta un 30 por ciento en algunas regiones del país. El pasado año, por primera vez desde 2008, Adecco detectó un retorno a los niveles de contratación previos a la crisis económica. Expertos de Adecco han detectado un cambio de tendencia en las empresas, que se muestran ahora más receptivas a la hora de ampliar sus plantillas en los meses de verano para cubrir vacaciones o para cubrir las necesidades del mercado.

Las competencias más requeridas durante la campaña de contratación de verano serán, entre otras, el trabajo en equipo, la polivalencia, el compromiso y la implicación. Además, los idiomas serán casi imprescindibles en las zonas de turismo internacional, así como las habilidades comunicativas y la proactividad en el sector servicios; y la destreza manual y la tolerancia al estrés en el sector industrial.

Castilla y León seguirá la línea marcada por España y la hostelería será una de las áreas en las que más puestos de trabajo se generen en los meses de verano, especialmente en zonas donde la campaña turística es más potente y la actividad se concentra en ella y en la restauración. También la industria tendrá un peso importante durante los próximos tres meses.

Además del empleo vinculado al turismo, que será latente en casi todas las provincias de la Comunidad, en Zamora tendrá mucha fuerza el sector de la alimentación y el de transporte y logística; en Palencia, la automoción y la alimentación; en León, la industria; en Soria la industria metalúrgica y siderúrgica; en Valladolid, la alimentación y la industria; en Burgos, la automoción; en Ávila, el sector de distribución y retail y el de alimentación, y en Segovia, de nuevo, el de alimentación.

Esto se debe, en gran medida, al incremento en la demanda de ciertos productos y servicios y a que muchas empresas están volviendo a contratar personal temporal para cubrir vacaciones.