Italia ordena el secuestro de la nave de una ONG tras rescatar a 49 migrantes

Italia ordena el secuestro de la nave de una ONG tras rescatar a 49 migrantes

El barco 'Mare Jonio', fletado por la institución humanitaria Mediterranea, habría cometido un delito de favorecimiento de la inmigración clandestina al llevarles hasta Lampedusa

DARÍO MENORCorresponsal. Roma

Matteo Salvini acudió el pasado domingo a un programa televisivo para sacar pecho por los resultados de su política de mano dura frente a la inmigración. Contó orgulloso que los desembarcos de extranjeros en el Canal de Sicilia fueron 335 desde principios de año y hasta el 15 de marzo, mientras que en el mismo período de 2018 ascendieron a 5.945.

La caída es de casi el 95%, un porcentaje que el ministro del Interior italiano está dispuesto a defender sin detenerse en cuestiones humanitarias. Por eso pidió a las fuerzas de seguridad que arrestaran a los miembros de la ONG Mediterranea que desembarcaron este jueves en la isla de Lampedusa a los 49 inmigrantes rescatados el día anterior después de que zarparan desde las costas libias.

Le hicieron caso a medias, pues varios agentes de la Guardia de Finanzas notificaron a los socorristas la incautación provisional del 'Mare Jonio', de bandera italiana, por considerar que hay indicios de que cometieron un delito de favorecimiento de la inmigración clandestina. La Fiscalía tiene ahora dos días para anunciar si confirma el secuestro del barco.

El 'Mare Jonio' rescató a los 49 inmigrantes, 12 de los cuales son menores de edad, antes de que se hiciera cargo de ellos la Guardia Costera libia, y optó por transportarlos a Lampedusa aunque se le pidió que no entrara en aguas italianas. Al actuar así violó las leyes sobre inmigración, denunció el líder de la Liga, que relacionó a los responsables de la ONG con grupos de extrema izquierda. «En Italia hay un Gobierno que defiende las fronteras y hace cumplir las leyes, especialmente contra los traficantes de seres humanos», advirtió.

En esta ocasión su socio en el Ejecutivo, Luigi Di Maio, líder del Movimiento 5 Estrellas, se mostró en la misma línea y pidió la incautación de la nave porque «cuando los barcos de las ONG no respetan las reglas hay que pararlos». Los responsables de Mediterranea explicaron que se dirigieron a Lampedusa porque era el puerto seguro más cercano y que se negaron a entregar a los inmigrantes a las autoridades libias debido al alto riesgo de que sufrieran nuevos abusos y maltratos en el país norteafricano.

La incautación del 'Mare Jonio' llega un día antes de que el Senado vote si retira la inmunidad a Salvini para que sea juzgado por impedir durante 5 días que desembarcaran en el puerto de Catania 177 inmigrantes salvados en el Canal de Sicilia el pasado agosto. Se da por descontado que la Cámara Alta rechazará esta posibilidad y no quitará el blindaje judicial al ministro del Interior.