Una veintena de muertos al estrellarse una limusina contra un vehículo y un grupo de gente en Nueva York

Agente de Tráfico de la Policía de Nueva York./
Agente de Tráfico de la Policía de Nueva York.

El impacto inicial lanzó a la limusina colina abajo hasta arrollar a un grupo de personas congregado cerca de una tienda de regalos y alimentación muy popular entre los turistas durante la temporada de otoño

COLPISA / AFPNueva York

Veinte personas murieron el sábado por la tarde en un accidente de tránsito entre dos vehículos en el condado de Schoharie, cercano a Albany, la capital del estado de Nueva York, informó la Policía este domingo.

Según medios locales, uno de los vehículos que participó en el accidente -una limusina utilitaria - se precipitó cuesta abajo por una colina, embistiendo a peatones a las afueras de un café, antes de estrellarse en el estacionamiento de ese local.

El accidente entre ambos vehículos, ocurrido el sábado por la tarde, poco antes de las 14:00 locales, es uno de los peores registrados jamás en esta pequeña ciudad de una zona rural ubicada a unos 250 kilómetros al norte de Nueva York.

La policía informó que los dos vehículos colisionaron en una intersección, sin dar más detalles. Las autoridades dijeron que ofrecerán una conferencia de prensa este domingo.

Un funcionario de la ciudad, Alan Tavenner, dijo que esa intersección de calles, en obras desde hace unos años, es conocida por ser peligrosa. «Es un milagro que los camiones que circulan por allí todavía no hayan matado a nadie», dijo al diario local Times Union. Cuando se estrelló la limusina, el estacionamiento estaba «lleno de personas y autos estacionados», indicó el periódico.

Bill Waterson, testigo del hecho, dijo que en la limusina se trasladaban varias personas que iban a participar de una boda. «Esto es terrible, terrible, terrible», dijo Waterson al Times Union.

La Junta Nacional de Seguridad del Transporte confirmó en Twitter que una limusina había protagonizado la tragedia, y que enviaría investigadores al lugar. No estaba claro cuántas de las víctimas eran peatones y cuántas viajaban en los vehículos, pero testigos dijeron que muchos cuerpos estaban tendidos afuera de la tienda y café Apple Barrel, según el periódico.

El local, popular entre turistas que visitan esta zona de lagos y bosques, publicó un mensaje en su muro de Facebook lamentando el «horroroso accidente», y en el que pidió donaciones para los servicios de emergencia formados por voluntarios, que son «los héroes» de la comunidad.

En 2014, último año con datos disponibles, los accidentes costaron al estado 808,1 millones de dólares en gastos sanitarios y de emergencias.

 

Fotos