LAS PAREDES HABLAN
OPINIÓN POR DANIEL LAZO
Cuestión de tradición
Como cada año, y como si de la Navidad se tratase...
15/11/2012
  Preparar para imprimir  Enviar por correo
...el pasado fin de semana llegó la cita anual con la Behobia/SS. Efímera, corta y emotiva, se presenta, la disfrutamos y se va…..ahora sólo queda esperar un año más.

Y ya se está convirtiendo en tradición que runners de toda España y parte de Europa acudamos a nuestra cita con la Behobia/SS, prueba que se ha transformado en un objeto de culto para muchos amantes del atletismo en ruta. La verdad que argumentos no le faltan: una ciudad preciosa, una organización ejemplar, un circuito atractivo y un público muy caluroso y siempre entregado con los corredores -sin importar las condiciones o circunstancias que rodeen la prueba-, son sus principales virtudes y la convierten en una carrera muy seductora para cualquier amante del running.

Este año tocó en suerte que fuese de los de condiciones meteorológicas difíciles con una lluvia incesante- en ocasiones llegando al “chaparrón”- que desde antes de tomar la salida nos tenía a todos los participantes empapados.

Aun así 25000 atletas inscritos y casi 22000 que lograron cruzar la línea de meta…increíble! Números estos que se aproximan a los de citas tan importantes como pudiesen ser la San Silvestre Vallecana madrileña o el maratón de Nueva York, ciudades mucho más grandes con más capacidad y recursos organizativos quela pequeña pero coqueta San Sebastián. Quizás sea no por eso sino por esos regueros de público que -a lo largo de los 20km que separan la fronteriza localidad de Behobia del boulevard donostiarra- no dejan de alentar a los atletas, lo que la convierten en una prueba capaz de hacer emocionarse y aflorar muchos sentimientos y emociones a miles de sus participantes. Es impresionante ver a cientos de voluntarios que, aguantando bajo una intensa lluvia sin más protección que un chubasquero, animan sin cesar a los corredores con su mejor sonrisa e incluso, se molestan en intentar leer su dorsal para animarles… por el nombre!!! Esto ocurre en muy pocas carreras y la “Behobia” es una de ellas.

Y entre esa serpiente multicolor de corredores que se dibuja en el trayecto que sigue  la carrera, nos camuflamos unos 300 runners leoneses que, tras meses de entrenamiento (unos más que otros) e ilusión, acudimos para correr y disfrutar de esta “fiesta del atletismo popular”, de nuestra particular tradición. Unos con la intención de superar su marca, otros –más novatos- sin más pretensión que conocer la carrera y disfrutar de ese gran ambiente del que tanto oyeron hablar a otros, pero todos con algo en común, la sensación de haber estado en una prueba especial, una de esas que hacen afición y que nos recuerdan por qué nos gusta lo que hacemos.

Así que objetivo cumplido, “deberes hechos”, y a esperar al segundo fin de semana de noviembre del año próximo que, como la Navidad, volverá puntual a su cita.
 

  Preparar para imprimir  Enviar por correo