Mañueco advierte de que no van a olvidar la «traición» con El Bierzo por el cierre de minas sin alternativa

El candidato del PP a la Presidencia de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, el presidente del PP de León, Juan Martínez Majo, el candidato a la Alcaldía de la capital berciana, Marco Morala (D), y el cabeza de lista autonómico por León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, participan en un acto electoral en Ponferrada./Cacho
El candidato del PP a la Presidencia de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, el presidente del PP de León, Juan Martínez Majo, el candidato a la Alcaldía de la capital berciana, Marco Morala (D), y el cabeza de lista autonómico por León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, participan en un acto electoral en Ponferrada. / Cacho

El candidato del PPCyL expresa su compromiso personal con la unidad de radioterapia en el Hospital berciano

ICALPonferrada

El candidato del PP a la Presidencia de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, acusó este domingo al Gobierno socialista de «traición» a la comarca de El Bierzo por el cierre de las minas «antes de tiempo» y de las térmicas sin un plan de reindustrialización y enfatizó para asegurar que «no se nos va a olvidar» el próximo 26 de mayo.

Fernández Mañueco abrió este domingo en Ponferrada su jornada electoral en un acto con la presencia de unas 200 personas para apoyar al candidato a la Alcaldía de la capital berciana, Marco Morala, que sustituye a Gloria Fernández Merayo, actual alcaldesa que no repite por decisión del partido, y a la lista a las Cortes por la provincia de León, que lidera el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones.

El candidato alzó la voz para reivindicar al Gobierno un plan de reindustrialización de la comarca berciana y expresar su apuesta por el reequilibrio industrial, como recoge su programa electoral, en un apartado donde se refirió a un plan de reequilibrio industrial cuyo objetivo será la creación o el mantenimiento de 5.000 empleos en el entorno rural de Castilla y León, así como a un fondo para crisis industriales dotado con 20 millones para captar inversores y otros 50 millones para planes territoriales.

Fernández Mañueco advirtió de que la creación de empleo es la diferencia entre los gobiernos del PP y del PSOE y enumeró en El Bierzo algunas empresas que han contado con el respaldo de la Junta de Castilla y León, a través de préstamos participativos de 100 millones de euros, como Forestalia o Emovi.

«Soy consciente de las necesidades de El Bierzo», aseveró después de escuchar algunas de ellas planteadas por los candidatos Marco Morala y Juan Carlos Suárez-Quiñones, y aseguró el compromiso de un Gobierno presidido por él tanto con las oportunidades que abre el Corredor Atlántico, como por aprovechar el nudo de conexión con la A-6, por modernizar el tren hacia León o por la A-76 entre Ponferrada-Lugo. «No vamos a consentir que al señor Sánchez se le olvide El Bierzo», espetó.

Como un compromiso personal recogió la implantación de la unidad de radioterapia en el Hospital del Bierzo y el desarrollo de un proyecto de diálisis para pacientes renales y subrayó que el presupuesto de sanidad se incrementará tanto en la atención primaria como especializada para que la asistencia sanitaria de Castilla y León se mantenga como «referencia» y entre las cinco mejores de España.

«Defensor» de los servicios públicos

«Soy un firme defensor de los servicios públicos», proclamó, para manifestar que serán una «prioridad» en un gobierno presidido por él, que define en todas sus intervenciones como «moderado, sensato y preocupado y centrado en las personas» de Castilla y León, frente a un PSOE «inexperto» y con una «mala gestión», del que dice que sus dirigentes utilizan la Comunidad como «trampolín para irse a Madrid».

Después de presentar al PP como el «partido de la tierra, con las ideas claras y solvente», reiteró que la «mejor receta es la certidumbre» que ofrece su partido, asentada en el «sentido común», que «huye de la radicalidad» y de las «ocurrencias», que atribuye al 'sanchismo'. «Un partido serio, en el que no hay ocurrencias, hay propuestas, no hay electoralismo, hay soluciones, no hay promesas, hay realidades, un partido en que se puede confiar», argumentó.

Tampoco faltó en su intervención la habitual critica al «partido veleta», por Ciudadanos, que ve como «caballo de Troya» del 'sanchismo» en Castilla y León, con su «díscipulo» Luis Tudanca. «No lo queremos, no nos podemos fiar del partido veleta», del que volvió a decir que si no se ha organizado en sus primarias, no es «fiable» para el gobierno.

«Qué nadie se equivoque, se vota una cosa y el partido veleta acaba eligiendo el sanchismo, se vota una cosa y gobierna otro», explicó como su forma de apelar al voto útil para el centro derecha, que representa en su partido. «El PP es la única garantía frente al sanchismo y socialismo», reiteró.

Abrió el acto el presidente provincial, Juan Martínez Majo, quien afirmó que Fernández Mañueco aporta «ilusión, renovación y experiencia», pidió «no hacer caso» a las encuestas y reiteró que el «error» con la división del voto en el centro derecha «ha dado» al PSOE tres senadores en Madrid.

Por su parte, el candidato a la Alcaldía de Ponferrada, Marco Morala, que presentó una «candidatura de talento», afirmó que la ciudad tiene futuro y presentó una serie de proyectos en todas las áreas, como deducciones fiscales a las pymes, medidas en servicios sociales o en infraestructuras. «Hacer Bierzo, Ponferrada es la capital, pero no es nada sin los municipios», planteó, para reclamar un impulso de la sanidad en la comarca y la unidad de radioterapia en el hospital berciano.

El número uno de PP a las Cortes por León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, sostuvo que hay un proyecto renovado en la sucesión de Juan Vicente Herrera con Alfonso Fernández Mañueco, que conoce los «problemas» del Bierzo, que apostará por Forestalia, por los regadíos, y añadió que se implantará un programa en colaboración con todas las instituciones para acabar con el impacto de las heladas.

Un Plan integral de inversión e infraestructuras en Las Médulas por la Junta, si gobierna Mañueco, fue otro de los proyectos que destacó Suárez-Quiñones, junto a mantener la colaboración ya iniciada con Galicia en el Corredor del Atlántico. «Otros están en el limbo», donde citó al «partido veleta» Ciudadanos o a otros que «quieren acabar» con las comunidades autonómas Vox o la falta de «compromiso» del «partido rojo».

La «traición» a El Bierzo

«No me resisto a hablar de la minería, hay que hablar de futuro, pero han adelantado el cierre, es una traición a esta comarca, y están inhabilitados, el PP no. Unos por perversos y otros por traidores», indicó. «Esta la opción del PP o la del PSOE. Hay que ir al voto útil alrededor del PP para plantar cara a que gobierne la izquierda desleal«, sostuvo. »¡No, lo vamos a permitir, no lo podemos permitir», alertó. «Viva el Bierzo», concluyó.