La Deportiva, con la ilusión intacta pese a la derrota en el Carranza

Imagen de la celebración del 0-1. /SDP
Imagen de la celebración del 0-1. / SDP

El conjunto berciano perdió en su estreno liguero frente al Cádiz por 3-1, pero espera poder ganar a un Zaragoza lleno de ilusión

Leonoticias
LEONOTICIASLeón

La Deportiva cae derrotada ante el Cádiz en su estreno liguero, pero cuajando un gran partido. A los jugadores de Jon Pérez Bolo les lastró tener que jugar con 10 desde el minuto 16, debido a la expulsión de Ríos Reina. Sin embargo, cuajaron una gran primera parte y se pusieron por delante al borde del descanso con gol de Trigueros que remató a gol un córner golpeado por Isi Palazón.

En el segundo tiempo, Álvaro Cervera dio entrada a Javi Navarro un extremo procedente del filial que revolucionó el choque e incluso anotó el gol del empate en el minuto 56 de partido.

Con el paso de los minutos la Ponferradina fue reculando metros y no pudo resistir las acometidas rivales. En el minuto 76, Alberto Pere ponía por delante a su equipo y en el 86 Nano Mesa sentenciaba el encuentro.

No obstante, el técnico blanquiazul se queda con las buenas sensaciones y asegura que «jugar tantos minutos con uno menos es difícil, pero hemos estado bien» y desde ya prepara la visita del Real Zaragoza el próximo domingo 25 de agosto a las 18:00 horas.

En esta segunda jornada se enfrentará a uno de los candidatos al ascenso pero Bolo asegura que «yo siempre voy a pensar que voy a ganar, que voy a intentar sacar los tres puntos». Aunque para ello el equipo deberá subsanar los errores defensivos que provocaron que el Cádiz se adelantara en el mercador. «En esta categoría si concedes, el rival lo aprovecha», sentencia el técnico.

Por su parte, el Zaragoza ha conseguido vencer en su estreno liguero frente a un gran Tenerife que no pudo con la ilusión de una afición que acudirá en masa a Ponferrada, ya que se prevé que se agoten las 460 entradas enviadas por el club berciano.

Este domingo vuelve la Segunda División a un Toralín cargado de ilusión en el que se vivirá un ambiente espectacular para el que se espera que se roce el lleno.