Real Madrid

Mariano, que ya es del Madrid, emula a Carvajal y Morata

Mariano, durante su etapa en el Real Madrid. /EFE
Mariano, durante su etapa en el Real Madrid. / EFE

El club blanco invirtió un millón y medio en el lateral y vendió al delantero madrileño por 80, mientras que sólo se gasta 14 en el '9' hispano-dominicano

AMADOR GÓMEZMadrid

Antes que a Mariano, confirmado este miércoles de forma oficial como nuevo jugador del Real Madrid para las próximas cincos temporadas, el club vendió y recuperó en los últimos tiempos a otros dos futbolistas que formaron parte de la cantera y tuvieron distinta suerte en su regreso: Carvajal y Morata. También volvieron tras ser recomprados por el Real Madrid varios jugadores más de 'La Fábrica' del club blanco, aunque en su caso, tras haber sido cedidos y, mientras algunos continúan en el equipo (Casemiro), otros fueron vendidos de forma definitiva, entre ellos, Roberto Soldado (ahora en el Fenerbahçe) y Denis Cheryshev (Villarreal).

Con Carvajal el Real Madrid llevó a cabo una fantástica operación, económica, porque sólo invirtió un millón y medio de euros en él (lo vendió por cinco al Leverkusen y lo recompró por 6,5), y deportiva (indistutible lateral derecho del cuatro veces campeón de Europa), mientras que con Morata, que decidió marcharse porque no tenía sitio con Cristiano Ronaldo y Benzema, firmó un negocio financiero extraordinario. El Madrid vendió a Morata por 20 millones a la Juventus y, aunque ejerció su opción de compra por 30, fue traspasado después al Chelsea por 80, para convertirse entonces en el futbolista español más caro de la historia, antes de ser igualado este verano por el portero Kepa.

En el caso de Mariano, que ya había llegado a un acuerdo con el Sevilla, la inversión del Real Madrid será de 14 millones de euros, ya que el club de Florentino Pérez vendió al delantero hispano-dominicano al Olympique de Lyon por ocho y ahora ejerce su derecho de tanteo por 22. Un coste muy asequible para un '9', incansable rematador, que se destapó como artillero en la temporada 2015-2016 con el Castilla en Segunda B (27 goles) y el pasado curso con el equipo francés (21 tantos) y vuelve al Madrid para ser suplente de Benzema pero que ansía a tener más oportunidades de las que dispuso en la campaña 2016-17 (sólo 14 partidos, en los que marcó cinco tantos). Mariano será presentado este viernes en el palco de honor del Santiago Bernabéu, a partir de las 13:30 horas.

En la habitual política de ida y vuelta del Real Madrid con sus canteranos, el Real Madrid ha preferido que sus diamantes se intentasen pulir fuera, la mayoría de las veces en el extranjero, para regresar más curtidos al primer equipo, aunque en muchas ocasiones se les han cerrado las puertas y tanto el club como el jugador implicado han visto frustrado su objetivo. Entre los delanteros, Soldado y Cheryshev, como en la actualidad Borja Mayoral, no encontraron hueco y debieron ser traspasados. Soldado, tras estar cedido en Osasuna, regresó al Madrid, pero con Bernd Schuster apenas jugó y fue vendido al Getafe por seis millones, mientras que Cheryshev, perseguido por las lesiones y más famoso en el equipo blanco por su alineación indebida en la Copa que por su rendimiento, ha estado cedido en el Sevilla, el Villarreal y el Valencia, hasta que el club castellonense lo compró en 2016 por siete millones.

Deportivamente, al contrario que los delanteros, han sido los defensas y, curiosamente ambos laterales derechos, los que han triunfado en el Real Madrid tras marcharse fuera. Carvajal, a la Bundesliga, donde fue el mejor en su posición con el Bayer Leverkusen; Arbeloa, a la Premier, para pasar tres temporadas en el Liverpool. También el brasileño Casemiro pasó una temporada cedido en el Oporto que entonces dirigía Julen Lopetegui, para volver a casa, a cambio de una opción de recompra de 7,5 millones de euros, y erigirse desde entonces en una pieza clave en el centro del campo, desde la campaña 2015-2016, como acompañante de Modric y Kroos.

En el ataque, al igual que le ocurrió a Morata, también ha recibido ahora un duro golpe Borja Mayoral, que hace dos temporadas estuvo en el fútbol alemán, cedido en el Wolfsburgo, y cuyo futuro, con el fichaje de Mariano, es una incógnita. Pretendido ahora Mayoral por el Sevilla, pero también por el Levante, al delantero madrileño se le invita a marcharse de nuevo al quedarse en el equipo blanco como último ariete.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos