Tercera División

La expulsión de Fran frena a una batalladora La Virgen

Un lance del partido./Peio García
Un lance del partido. / Peio García

El cuadro leonés plantó cara a la Segoviana, se adelantó en el marcador pero jugó durante 50 minutos con uno menos y lo pagó con la derrota

Dani González
DANI GONZÁLEZLeón

La Virgen plantó cara a uno de los gallos de la categoría, la Gimnástica Segoviana, pero acabó cayendo ante uno de los tres equipos que luchan por el liderato. La expulsión de Fran antes del descanso lastró a los leoneses, que cayeron 1-3 ante los segovianos.

El choque comenzó con muchas precauciones en ambos conjuntos. La Virgen, sabedora del potencia de su rival, trató de jugar su partido, llevarlo a su terreno y tratar de ponerse por delante para aguantar el resultado.

1 La Virgen

Isma; Pablo Suárez, Fran, Negral, Matos; Porfirio, Charly, Esaú (Blanco, min. 70), Gagyk (Jesús, min. 57), Sergio; Dani Alonso (Addison, min. 70)

3 G. Segoviana

Facundo; Adrián, De La Mata, Anel, Asier; Manu, Domingo; Conde, Calleja (Quino, min. 76), Agus Alonso (Arribs, min. 65); Mika (Dani Gómez, min. 81)

GOLES
1-0, min. 23, Fran. 1-1, min. 38, Agus Alonso. 1-2, min. 61, Mika. 1-3, min. 89, Dani Gómez.
ÁRBITRO
Hernández Alvárez (Colegio Vallisoletano). Mostró amarilla a Calleja por parte de la G. Segoviana. Expulsó con roja directa a Fran (min. 43) por parte de La Virgen

En el inicio apenas hubo ocasiones, pero sí mucha igualdad, algo que rompió el cuadro de Roberto Carlos a balón parado. Fran, en el ecuador de la primer mitad, ponía el 1-0 ante el conjunto segoviano.

Este tanto activó a los visitantes, que dieron un paso adelante, mientras que La Virgen decidió guardar un poco la ropa. Apenas hubo ocasiones claras del cuadro segoviano pero, en la primera, a pase de Álex Conde, Agus Alonso empató el choque.

Acto seguido, llegó la jugada polémica del partido, ya que el colegiado expulsó con roja directa a Fran, de La Virgen, por una supuesta agresión al autor del tanto segoviano.

En la segunda mitad, La Virgen, con diez jugadores, apostó por tratar de aguantar el punto. La Segoviana se volcó un poco más en ataque en busca de la victoria, ya que tenían superioridad numérica y el tanto llegó por medio de Mika en el minuto 61.

La Virgen no pudo levantarse de este golpe. Ni pudo ni le dejo la Segoviana que, con el marcador a su favor, gobernó el partido para que los puntos no se le escaparan. Ya en el descuento, Dani Gómez sentenció un partido en el que los de Roberto Carlos no pudieron hacer frente a los contratiempos y no pudieron sumar ante uno de los rivales más fuertes del grupo VIII de Tercera.