Escándalo

Detienen en París al presidente de la CAF por corrupción

Ahmad Ahmad, presidente de la Confederación Africana de Fútbol./
Ahmad Ahmad, presidente de la Confederación Africana de Fútbol.

FIFA explica que «fue interrogado por las autoridades francesas» tras ser arrestado por romper de manera unilateral el contrato con una marca deportiva

R.C.Madrid

El presidente de la Confederación Africana de Fútbol (CAF), Ahmad Ahmad, ha sido arrestado a primera hora de la mañana en un hotel de París, donde se hospedaba para asistir al Congreso de la FIFA. El dirigente de origen malgache fue detenido a las 8:30 a.m. en el parisino Hotel Berri por agentes de la gendarmería francesa, que lo han custodiado hasta la Oficina Central de La Lucha contra la Corrupción y Delitos Financieros y Fiscales (OCLCIFF), para ser interrogado, según confirmó FIFA, que estos días celebra su 69º Congreso y en el que Gianni Infantino fue reelegido presidente.

Aunque todavía no se conoce con exactitud los motivos de su detención, la misma podría estar relacionada con la ruptura unilateral por parte de la CAF de su contrato con la firma deportiva alemana Puma para empezar a colaborar con la compañía francesa 'Technical Steel', con sede en La Seyne-sur-Mer, según indicó el portal de noticias Jeune Afrique. La federación internacional dice no conocer «los detalles» de la investigación, por lo que no está en posición de «comentar» y solicita «a las autoridades francesas cualquier información» que pueda interesar a su «comité de ética», la justicia interna del fútbol mundial.

El controvertido dirigente malgache afronta el ecuador de su gobierno sobre el fútbol africano en el ojo del huracán a causa de la reciente investigación que el Comité de Ética de la FIFA ha abierto para tratar de esclarecer una serie de irregularidades atribuidas a Ahmad.

Quien fuera presidente de la Federación de Madagascar fue acusado de corrupción y abuso de cargo ante el órgano rector del balompié mundial en marzo pasado por su propio secretario general, el egipcio Amr Fahmy.

En el pliego de cargos que Fahmy envió a la FIFA figuraban, entre otros supuestos delitos, el pago de sobornos por valor de 20.000 dólares a un buen ramillete de presidentes de federaciones africanas; aumentar en 830.000 dólares el coste por la adquisición de material deportivo para pagar a la citada Tactical Steel; o gastar más de 400.000 dólares del organismo que preside en adquirir vehículos en Egipto y Madagascar, su país, donde ha montado una oficina satélite. Fahmy acusó también a Ahmad de acosar sexualmente a cuatro empleadas de la CAF.