Copa Madrid 2019

El campeón supera con nota un exigente examen

Thomas Heurtel (d) intenta superar a Joan Sastre./EFE
Thomas Heurtel (d) intenta superar a Joan Sastre. / EFE

Dirigido con brillantez por Heurtel y relanzado también por Tomic, Hanga y el tiro exterior, el Barça sometió a un digno Valencia

Amador Gómez
AMADOR GÓMEZMadrid

Como se preveía, el Valencia Basket sometió a un exigente examen al campeón en el estreno de la defensa de su título en la capital y el Barcelona lo superó con nota. Dirigido con brillantez y liderado en ataque por Thomas Heurtel y relanzado también por Ante Tomic (14 puntos y ocho rebotes, para 21 de valoración), Adam Hanga y el tiro exterior de Pau Ribas y Chris Singleton, el Barça sometió con compromiso y juego colectivo a un digno Valencia, que obligó al equipo azulgrana a reaccionar con talento y carácter para certificar su pase a semifinales y ratificar su condición de muy serio candidato a revalidar el título.

De menos a más, le costó despertar al Barça ante el ímpetu del Valencia, que entre el final del primer cuarto y el inicio del segundo endosó a los azulgrana un parcial de 0-10 que le puso con 11 puntos de ventaja (13-24). Sólo Tomic, pitado por la afición del WiZink Center cuando se anunció su nombre por megafonía, cumplió en ese preocupante comienzo del campeón. Entre Tobey, Will Thomas y Van Rossom, el Valencia empezó a abrir una brecha que obligó al Barcelona a tirar de músculo y a apretar los dientes en defensa para que el Valencia no se despegase aún más. Saltó entonces Hanga a pista y con el húngaro enchufado, la dirección de Heurtel y un par de triples de Pau Ribas los azulgrana dieron un importante paso adelante hasta igualar el encuentro que tan mal se les había puesto (31-31).

Sin embargo, el Valencia no permitió que el Barcelona se pusiese por delante hasta el último parcial. Desde el exterior, con el defensor del título estrellado al descanso (3 de 12 triples entonces, con 10 de 28 al final) también les funcionó la muñeca a Dubljevic y Will Thomas en momentos importantes. Lo peor para el Valencia fueron sus nueve pérdidas en ese primer tiempo, porque aunque superó en rebotes al rival (16 capturas frente a 11 del conjunto catalán al descanso), fue un lastre para el equipo de Jaume Ponsarnau, de las que se aprovecharon los de Svetislav Pesic para mantenerse muy vivos de cara a la segunda parte.

86 Barcelona Lassa

Pangos (6), Blazic (2), Singleton (11), Claver (5) y Tomic (14) -quinteto inicial-. Seraphin (-), Ribas (15), Hanga (12), Heurtel (17) y Oriola (4).

79 Valencia Basket

Van Rosson (8), Vives (2), Doornekamp (7), Will Thomas (12) y Dubljevic (13) -quinteto inicial-. Abalde (-), Labeyrie (10), Tobey (11), San Emeterio (7), Matt Thomas (9) y Sastre (-).

Parciales:
13-21, 24-18, 21-19 y 28-21.
árbitros:
Martín Bertrán, Hierrezuelo y Calatrava. Eliminado: Singleton.
incidencias:
Segundo partido de cuartos de final de la Copa del Rey Madrid 2019, disputado en el WiZink Center. 11.511 espectadores.

Entonces empezó el festival de bombarderos, pero ni los tres triples consecutivos del Barcelona sirvieron para que el campeón diese entonces la vuelta al marcador. Lo más que consiguió en ese momento fue empatar en un par de ocasiones, porque con el atrevimiento y el acierto desde lejos de Dubljevic, Van Rosson y San Emeterio, los taronja dieron otro pequeño golpe moral al favorito. Sin embargo, este Barcelona tiene, aparte de muchos recursos, el carácter y el talento necesarios para no dejarse doblegar y aspirar a todos los títulos. Y también, insistente, tuvo paciencia ante un Valencia muy sólido atrás que le complicó tanto que hasta que no se inició el último cuarto no se produjo la remontada culé (60-58).

Más información

Tomó entonces cuatro puntos de ventaja el campeón (62-58), pero el Valencia volvió a recurrir a los triples y ahí empezó a dar un nuevo recital, convirtiendo en tres puntos cada ataque, y con distintos protagonistas. Así, el Valencia volvió a darle la vuelta (65-69) y forzó otra vez a los azulgrana a exhibir compromiso coral atrás y a mostrarse más fluido en ataque, con sus mejores recursos. La sentencia fueron los triples de Singleton y Hanga, el del húngaro, a dos minutos del final (81-73) para confirmar que este Barça está preparado para ser de nuevo campeón.

 

Fotos