El Cabildo acondiciona una casa para llevar a cabo las tareas de restauración de las vidrieras del rosetón principal

Imagen de la catedral con el andamio de las restauraciones. / S. Santos

La restauración de la fachada principal de la Catedral, rosetón y todo el hastial, se extenderá durante todo el año 2019 y se llevará a cabo gracias a la colaboración de la Fundación Cepa y la recaudación de las entradas al templo

I. SANTOSLeón

La Catedral siguen en obras y los leoneses tendrán que esperar todo 2019 para poder volver a disfrutar del rosetón de la fachada principal. «No tenemos plazos marcados, pero es una tarea de restauración que se hará despacio», ha explicado Antonio Trobajo.

Una limpieza que se está llevando a cabo gracias a la Fundación Cepa que costeará este trabajo por cerca de medio millón de euros y que se completará con las tareas de restauración de todo el hastial de arriba a abajo, gracias a la recaudación de las entradas de la Catedral de León.

El deán de la Catedral, Antonio Trobajo, ha anunciado la restauración de una casa propiedad del Cabildo en la calle Dámaso Merino donde «se centrarán los trabajos de restauración de las vidrieras del rosetón principal». Posteriormente esta casa se destinará como «centro de encuentro multicultural».

Un repaso por la restauración

Mientras tanto seguirán las tareas en los arbotantes y botareles y a su vez la limpieza de las vidrieras del resto de la catedral que se comenzaron en 2016 y que también se están costeando gracias al precio de las entradas al templo.

Los pináculos del claustro también están bajo el punto de mira de la restauración de la Catedral, en este caso costeados al 50% con fondos de la Diputación de León. Las vidrieras han disminuido el trabajo en esta parte, aunque se siguen repasando dichos pináculos.

Y mientras todos estos trabajos siguen avanzando el Cabildo continúa en diálogos con la Junta de Castilla y León a través de la dirección de patrimonio sobre las estatuas del pórtico central. Antonio Trobajo ha asegurado que la voluntad del cabildo es que las estatuas vayan a su lugar y si no son las originales al menos una réplica. «Pero de momento no sabemos cuál será el lugar donde se vayan a ubicar las estatuas», ha lamentado el deán, Antonio Trobajo.

 

Fotos