Jorge Blass: «El público perdona siempre un error lo que no perdona es el aburrimiento»

El mago Jorge Blass/
El mago Jorge Blass

El Auditorio Ciudad de León acogerá el show Palabra de Mago del ilusionista Jorge Blass este 25 de junio a las 19.30 horas

S.FERNÁNDEZ León

'Palabra de mago' es el último y más sorprendente show del popular ilusionista Jorge Blass, que este 25 de junio , a las 19.30 horasviene a presentar a la capital leonesa. En ésta propuesta escénica Jorge explora la esencia de la magia, actualizando al siglo XXI el arte de la prestidigitación. En este show, son 9 personas las que acompañan a Jorge entre tramoyistas, técnicos. actores y bailarinas. Más de 2500 cartas se emplean en un juego interactivo que Jorge realiza con todo el público, 500 kilos de material escénico y grandes efectos componen el show más espectacular y sorprendente que Jorge ha presentado hasta ahora. 'Palabra de mago' te dejará sin palabras, vivirás una experiencia memorable y alucinarás con su extraordinaria forma de hacer magia. Anteas de subirse al escenario, Blass regala a leonoticias una conversación mágica,

¿Qué nos propones en su espectáculo?

Palabra de Mago es mi último show de magia, y en el cual enfoco mi visión de la magia del siglo XXI, alegajada de chisteras o varitas. Hay una magia muy renovada y un montón de ilusiones nuevas destinadas a todos los públicos.

¿Cómo consigue introducir las nuevas tecnologías en la magia?

La magia consiste en sorprender al público convirtiendo la realidad en algo más ilusionante, por eso los antiguos magos utilizan chisteras que era algo que todo el mundo llevaba en la cabeza, y de ahí sacaban un montón de cosas. Ahora la sociedad y junto a ella la magia han cambiado y el mago tiene que saber moverse en este siglo XXI, la chistera se transforma en un Ipad. La magia tiene que actualizarse no sólo en los trucos sino también en la puesta en escena y en la estética.

El test de leonoticias a Jorge Blass

Una película: La Vida es Bella

Un libro: Lary, el tesón de una sirena de Lary León

Una canción: En movimiento de Jorge Drexler

Lo mejor de dedicarte al mundo de magia: Ver la cara de los espectadores

Lo peor de dedicarte al mundo de magia: No poder contarle el secreto a la gente

Lugar preferido para actuar: Un teatro

¿Un mago nace… o se hace?: Se Hace

¿cómo ha evolucionado el público?

Hay muchos adolescentes que me dicen que empezaron en la magia después de verme en televisión, y eso te hace ilusión porque es lo mismo que yo le diría a Pepe Carroll o a Juan Tamariz. Lo más importante de la gente que quiere empezar en el mundo de la magia es que les entusiasme, como a mí me entusiasmaba. Cuando se convierte en pasión y en algo que no puedes dejar de hacer es cuando empieza lo interesante

Antes de vender su famoso truco a David Copperfield paso un tiempo hasta que lo perfecionó, ¿ en qué consiste la mejora de un truco?

Tú tienes una idea en la cabeza de cómo tiene que ser el truco, cuando lo presentas las primeras veces no tiene el mismo impacto que va a tener dentro de tres o cuatro años. Es una creación que no sabes el cuerpo que va a tomar hasta que no lo presentas, lo ensayas muchas veces en casa, pero hasta que no lo presentas al público no sabes las claves de lo que está bien o mal.

Con ese juego en concreto tuvimos muchos problemas al principio, pero al después de cinco años estamos muy contentos. La magia no es una ciencia exacta, y tienes que encontrar el punto en el que un truco sea perfecto, por eso mi show es vivo que el que lo vea dentro de unos meses va a ver un montón de cosas nuevas.

Una de las perliculas que has formado parte es Pájaros de papel, que hablaba de los artistas de variedades, ¿cómo lleva quesiempre tenga que ser usted el que ilusione?

En esa película se veía fenomenal eso que denominan la soledad del artista. En la magia pasa una cosa, cuando tu aprendes el secreto la gente piensa que pena que ya no podrá disfrutar de esa ilusión, y en cierta parte es verdad, pero en otras valoras y aprendes otras cosas, como puedan ser el planteamiento o la ejecución de esa magia.

Ahora es de sobra conocido, pero ¿cómo fueron sus comienzos?

He actuado en muchos sitios, en algunos delante de ocho personas alguno de ellos borrachos. Hubo una época, durante muchos años, en los que hice de todo, comuniones, cumpleaños, discotecas, lugares en los que no son el mejor espacio para la magia, pero eso es un baraje importantísimo a la hora de enfrentarte a un público. Eso te hace tener más tablas cuando pasan cosas inesperadas, el público perdona siempre un error lo que no perdona es el aburrimiento

Colaboras habitualmente con la Fundación Abracadabra de Magos Solidarios...

Con la fundación yo he aprendido a realizar magia con mayúsculas. Cuando vas a un hospital y entras en una habitación y te encuentras a una familia que lo está pasando mal porque tiene su niño tiene un problema grave, nosotros no podemos curarle mágicamente, pero si podemos mejorar su estado de ánimo. Empezamos siendo cuatro o cinco magos y ahora somos más de 80 los que regularmente hacemos magia en hospitales de forma altruista.

¿Qué ha significado para ti la Gran Escuela de Magia de Ana Tamariz a la que comenzaste a ir de alumno y continuaste acudiendo ya de profesor?

Es algo muy especial, yo iba cada semana emocionado desenado ver a los grandes magos aprender de ellos y de repente que sea yo el que esté dando clase en esa escuela es un lujo. Sobre todo, con Juan pasar de maestro a amigo, aunque sigue siendo un maestro.

¿Cúal fue el secreto para que la magia funcione en televisión como en el prof¡grama de Nada x aquí?

El secreto por el que ese programa funcionó fue que lo dotamos de realidad. En televisión es muy difícil que la magia transciende y conecte, por ello teníamos que hacer creer al público que lo que estaban viendo era lo mismo que podían observar si estuvieran en directo. Trabajamos mucho en reinventar la magia para televisión, fuimos el primer programa de televisión en España en llevar la magia a la calle. Ahora hay otros programas de televisión que han desvirtuado un poco esa idea, utilizan trucos de cámara o compinches y eso a la generación que aprendió de Tamariz no nos gusta mucho.

En la televisión actual, ¿ vale todo?

Eso es el gran problema de la magia en televisión, se ha abierto la veda de utilizar unos trucos que no son honestos, se rompe el pacto con el espectador. La audiencia espera ver un truco ingenioso que se base en un método artístico, en algo que este trabajado, pero cuando hay un compinche o pueden borrar digitalmente pierde su esencia. Por ejemplo, ahora cuando salgo en televisión tengo que hacer el doble de esfuerzo por conseguir que la gente crea la verdad, que no hay trucos de cámara ni cosas sospechosas. Prefiero ver el señor de los anillos antes que esos trucos, porque lo que me gusta de la magia es la sensación de realidad

Nuevos proyectos que tiene en perspectiva

En pocas semanas tememos preparada una gala en el Congreso Mundial de Magia, que este año se celebra en Korea y que en esta edición me encargo de organizarla. En agosto me iré a Las Vegas al congreso más importante que se celebra en EEUU, el Magic Live, y luego estaré actuando en Los Ángeles en el castillo mágico de Hollywood, que es como la meca de la magia. Y lego en septiembre de nuevo sigo con la gira.

Contenido Patrocinado

Fotos