La limpieza del argayo de Los Beyos planta cara al temporal y avanza a contrarreloj

Labores de limpieza del argayo que bloquea el desfiladero de Los Beyos. / leonoticias

Tras derrumbar el saliente resultante del desprendimiento, las labores se centran en la retirada de las piedras para desbloquear la conexión entre León y Asturias

A. CUBILLAS
A. CUBILLASSajambre

A contrarreloj y plantando cara al temporal de lluvia, viento y nieve. Así se están llevando a cabo los trabajos de limpieza del argayo que mantiene bloqueada desde el pasado martes la conexión entre León y Asturias a través del desfiladero de Los Beyos.

Unas labores que ya han dado por concluida la primera fase: el derrumbe del saliente resultante del argayo que se preveía peligroso. Es más, varias empresas llegaron a rechazar la propuesta de la limpieza ante el riesgo de desprendimiento.

Una vez finalizada esta fase, se está procediendo a la retirada de las toneladas de piedras que mantienen bloqueada la N-625.

A un ritmo frenético, la retroexcavadora carga un camión con los restos del argayo que son depositados en una explanada próxima a la localidad de Oseja de Sajambre que se limpió días atrás.

Unas labores que se han retomado a primera hora de este domingo tras concluir a las ocho de la tarde en la jornada de este sábado en la que los operarios hicieron frente al frío, al viento, a la nieve y a la lluvia que azotó con fuerza la zona y que dejó sin cobertura móvil a los vecinos de Sajambre.

El objetivo, reabrir este vial lo antes posible para recuperar la normalidad y evitar que alumnos o trabajadores se vean obligados a cruzar a pie este impresionante argayo.