Unas elecciones participativas y muy emocionantes

Los usuarios de Asprona han participado con gran ilusión en el primer simulacro de elecciones en la sede de la entidad, donde han podido comprobar el ambiente que tendrán ese día los colegios electorales

Uno de los usuarios de Asprona ejerce su derecho a voto en el simulacro. /Asprona León
Uno de los usuarios de Asprona ejerce su derecho a voto en el simulacro. / Asprona León
I. SANTOSLeón

DNI en mano los usuarios de Asprona-León han realizado el primer simulacro de elecciones para prepararse antes del 28 de abril. La recuperación del voto para personas con discapacidad intelectual en España ha supuesto un paso adelante para la recuperación de derechos del colectivo, pero también un reto que afrontan con gran ilusión.

Más de 70 usuarios de la entidad han preparado un simulacro electoral en el centro de Quintana de Raneros. A su llegado han ido entrando en las cabinas, para buscar entre todas la papeleta del partido que más representa sus ideales, entre la emoción de recuperar el voto o el nerviosismo de la primera vez que se vota.

«Ha salido muy bien», agradecen desde el centro, explicando que cada uno de los votantes se acercaba a la mesa para entregar su DNI y ser identificado. Un simulacro electoral en el que han vivido el ambiente en un colegio y han aprovechado para detectar las dificultades a las que se pueden enfrentar en ese día.

El partido de las sonrisas, el partido de campeones y otros candidatos a las elecciones de Asprona León han sido los que han permitido este simulacro que ha ayudado a los nuevos votantes a comprender el proceso de las elecciones.

La mesa también ha estado formada por algunos de sus compañeros, y en ella se encontraban cuatro personas, tres de ellas con discapacidad. Un total de 72 personas han participado en este primer simulacro en el que los usuarios de Asprona León «han demostrado estar muy contentos por recuperar este derecho».

Un simulacro que no sólo ha servido para explicar a las personas con discapacidad los pasos que tienen que dar ese día, sino también para detectar algunos fallos. «Nos hemos dado cuenta de que debe haber más señalización y algunas partes del proceso deben estar mejor explicadas», lamentaban desde Asprona. La entidad comunicará estas conclusiones a la Federación, para que se pueda alertar a los colegios electorales de las dificultades con las que se pueden encontrar algunos votantes.

Votos que cuentan

Unos actos enmarcados dentro de la campaña que pedirá a la sociedad una ayuda para facilitar el voto de los discapacitados y por supuesto respeto, tanto en la decisión de cada uno de los votantes como para acabar con la discriminación.

La campaña Mi Voto Cuenta también ha ido destinada a las administraciones y los partidos políticos. Por ello, desde Asprona León también van a trabajar para que los nuevos votantes sepan cómo actuar.

El trabajo en esta línea irá encaminado a romper esas barreras y ha comenzado con este simulacro,para que no les intimide el acto de la votación y que sea algo natural, tanto para ellos como para toda la sociedad.