Nueve refugios y un anillo para disfrutar de la inmensidad de los Picos de Europa

Refugio del Collado Jermoso en León./
Refugio del Collado Jermoso en León.

Picos de Europa cuenta con nueve refugios de montaña, dos de ellos, Vegabaño y el Collado Jermoso, en la provincia de León

L.R. | a.c.
L.R. | A.C. León

Los guardas de los refugios de montaña de los Picos de Europa fueron los encargados, junto al montañero Pedro Cifuentes, de clausurar el ciclo de charlas de la XXII Semana de la Montaña de Cangas de Onís que organiza el grupo Peña Santa.

Durante su comparecencia, los refugieros quisieron presentar a los asistentes el proyecto conjunto que crearon hace ya ocho años y que está teniendo un enorme éxito entre los amantes de la montaña: el Anillo de Picos.

«Después de que el corredor leonés Salva Calvo realizase la unión entre los tres macizos, decidimos poner en marcha la idea, que llevaba tiempo rondándonos por la cabeza», relataron. Lo peculiar de esta ruta extrema, agregaron, es precisamente «el hecho de partiese de los propios refugios, conservando la esencia de cada uno de ellos, y no de una entidad privada».

El anillo, indicaron, puede completarse en unos diez u once días y, si bien gusta mucho a los montañeros y corredores expertos, también es frecuente ver a familias completas recorriéndolo. «Tiene además mucho éxito entre los extranjeros, pues está muy bien organizado y permite conocer los Picos en unos días o alguno de sus tres macizos en unas pocas jornadas», indicaron los guardas.

Un anillo de nueve refugios

Picos de Europa cuenta con nueve refugios de montaña, dos de ellos, Vegabaño y el Collado Jermoso, en la provincia de León. A ello se suman los refugios de Vegarrendonda, Vega de Ario, Jou de los Cabrones, Vega de Urrieullo, Tenerosa, Casetón de Andara y Cabaña Verónica.

Los guardas de los refugios impulsaron el 'Anillo de Pico', un proyecto que busca dar a conocer el Parque Nacional a través de un recorrido circular que une todos los refugios y que año tras años capta a más montañeros.

El Anillo de Picos recorre los montes Vindios, recodo de la última tribu cántabra que combatió contra las tropas romanas. Esta tribu conocida como los vadinienses buscó algún refugio en los montes de la Cordillera Cantábrica, ahora conocidos como los Picos de Europa.

El Anillo de Picos tiene tres modalidades, la primera de ellas se conoce como «El Anillo Vindio» que abarca el macizo Occidental, la segunda «El Anillo Extrem» que además del Occidental, sería también el Central y por último «El Anillo Tres macizos» que serían los tres: Occidental, Central y Oriental.

Cada una de las etapas sale siempre desde un refugio o alojamiento colaborador para acabar en otro. La ventaja del Anillo es que no es obligatorio comenzarlo en un sitio concreto, se puede iniciar desde cualquier punto. Más información en la web del Anillo de Picos.