Podemos reclama el fin de la «insumisión» a los problemas de la Comunidad

Pablo Fernández, momentos previos a la ofrenda floral./
Pablo Fernández, momentos previos a la ofrenda floral.

La formación morada aboga por «aunar» las protestas que hoy se dieron cita en Villalar para trabajar y «conquistar» la Junta el próximo año

ICAL

El secretario de Podemos en Castilla y León, Pablo Fernández, hizo este 23 de abril un llamamiento en Villalar de los Comuneros (Valladolid) para poner fin a la «insumisión» y la «resignación» ante los problemas que vive la Comunidad, como son la despoblación, la precariedad laboral, la brecha salarial, la desigualdad o el exilio de la población. Fernández puso como ejemplo la «más digna y honrosa de las derrotas» de la que se conmemoran casi 500 años y cuyo «espíritu» defendió el líder de la formación morada.

Para Pablo Fernández, después de 30 años de «duro invierno del PP», Castilla y León merece «una primavera de cambio», y estimó que la jornada de este 23 de abril será «un punto de inflexión» a la hora de escenificar la unidad popular y que tenga su resultado el año próximo con «una primavera de cambio» en la que la Junta de Castilla y León «se ponga al servicio de los ciudadanos», añadió.

Desde Podemos, este Día de Castilla y León es una jornada «histórica» en la que se están conjugando múltiples luchas que la formación morada quiso «aunar» para continuar trabajando el próximo año y en 2019 estar en condiciones de «conquistar» el Ejecutivo autonómico y «dar un giro copernicano» a las políticas actuales y hacer que la Comunidad tenga «el futuro que se merece y que hasta ahora ha impedido el PP».

«Castilla y León es un ejemplo de muchas cosas, de unidad, de solventar las diferencias, de aprovechar la pluralidad, y Castilla y León tiene mucho futuro», añadió Pablo Fernández, quien lanzó un mensaje de «optimismo y esperanza» porque esta tierra «está despertando con el ejemplo que nos dieron hace casi 500 años aquellos que dieron su vida por no resignarse ante el poder», añadió.

Fernández, quien lanzó este mismo mensaje tras la ofrenda floral que la formación morada llevó a cabo en el monolito de Villalar, recalcó que con el ejemplo comuneros se continuará luchando para «desalojar» el próximo año al PP del poder y colocar «en el primer lugar a las personas, que es el que se merecen».

Fernández hizo alusión a los colectivos de protesta que hoy se dieron cita en Villalar y que Podemos dijo respaldar en su lucha. Entre ellas citó al «ejemplo de nuestros mayores» por traer a España la democracia y que ahora ven «amenazadas» las pensiones conseguidas «a pulso» durante su vida; también la defensa de lo público y en concreto de la sanidad «ante los ataques del PP»; o de la mina de Retortillo.

Con todo ello, para Pablo Fernández el de 2018 es un Villalar «histórico» en el que también las mujeres han demostrado «que se acabó la desigualdad enorme a la que nos han condenado las políticas del PP, que se trata de una revolución feminista y que es el año de las mujeres», defendió. «Queremos una Castilla y León donde manden los castellanos y leoneses y no las multinacionales, a quien el PP está entregado nuestra tierra», denunció.