El Hospital de Salamanca comienza este mes a aplicar terapias innovadoras contra el cáncer

El consejero de Sanidad se reunió con responsables del Servicio de Hematología./ICAL
El consejero de Sanidad se reunió con responsables del Servicio de Hematología. / ICAL

El Complejo Asistencial de Salamanca, centro de referencia nacional, tratará al año con CAR-T a entre 24 y 30 pacientes con linfoma difuso y leucemia linfoblástica aguda

ROSA MARÍA GARCÍASALAMANCA

El Complejo Asistencial de Salamanca comienza este mes a aplicar los tratamientos con las innovadoras terapias CAR-T en pacientes con linfoma difuso de células B grandes y leucemia linfoblástica aguda. Así lo anunciaron ayer el consejero de Sanidad de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, y el jefe del Servicio de Hematología, Marcos González Díaz.

Antes de reunirse con los responsables del Hematología, Sáez Aguado mostró su satisfacción por la designación del Complejo salmantino para formar parte de «una pequeña red de ocho hospitales españoles que van a actuar como centros de referencia para todo el Sistema Nacional de Salud en la introducción de estas nuevas terapias, que son muy innovadoras y de una elevadísima complejidad, para formar parte de la línea de trabajo de la inmunoterapia contra el cáncer».

La Junta, explicó, había propuesto al Ministerio que el Hospital de Salamanca formara parte de los centros designados para realizar estas terapias y, finalmente, «a partir de criterios muy exigentes y complejos, lo ha incorporado, junto a ocho hospitales, para dos tipos de tratamientos que son los autorizados en España, un tipo de linfomas y la leucemia linfogástrica aguda». Para su aplicación se propusieron 27 hospitales de adultos y cuatro infantiles; finalmente, el Ministerio designó a ocho para el tratamiento de adultos y a tres para menores. «Es un orgullo disponer de uno de ellos». señaló.

El consejero calificó este hecho como «un logro importantísimo» para la Sanidad de Castilla y León, especialmente para el Complejo Asistencial de Salamanca, porque «pone de manifiesto no solamente el peso, la importancia y la excelencia del Servicio de Hematología, sino del conjunto del Hospital».

Insistió en que es una de las terapias más complejas, por lo que los hematólogos requieren colaboración del resto del Hospital. En este sentido, el doctor Marcos González, explicó que para el desarrollo de esta tecnología es importante la colaboración y responsabilidad de otros servicios, como el de Cuidados Intensivos y el de Neurología, «sin los que no es posible poner en marcha esta terapia».

Otro aspecto destacable de estas terapias, es que, «por primera vez en la Sanidad española, los centros públicos va a estar en condiciones también de producir los tratamientos», sin depender exclusivamente de las compañías farmacéuticas, destacó Sáez Aguado. En este sentido, el jefe de Hematología explicó que están participando en ensayos clínicos para producir CAR en academia. «Tiene la ventaja, aparte de la económica, de desarrollar una nueva metodología que seguro que se va a imponer en próximos años».

Este tipo de terapias, explicó Sáez, supone el tratamiento genético de las células inmunitarias de los propios pacientes, su reproducción y su integración de nuevo a los pacientes, para que sean esas células genéticamente modificadas las que actúen sobre las células cancerosas.

En definitiva, unas nuevas terapias «muy innovadoras, muy personalizas y que constituyen el futuro de la medicina», concluyó.

Con estas terapias «se va a llegar a apacientes que no tienen ninguna otra posibilidad terapéutica, y podemos darle una esperanza de vida para solucionar su problema», señaló Marcos González.

Un tratamiento, que, dijo, será realidad este mes, ya que se empezará a tratar a pacientes de distintos puntos de España. El Hospital salmantino, explicó, tiene capacidad para atender a dos pacientes al mes, 24-30 al año. Será un comité de expertos nacional el que valore «qué paciente necesita este tipo de tratamiento y qué hospital lo va a tratar, en función de la disponibilidad de camas» .