Unos 155.400 castellanos y leoneses trabajan a tiempo parcial, un 4% más que el pasado año, según Randstad

Unos 155.400 castellanos y leoneses trabajan a tiempo parcial, un 4% más que el pasado año, según Randstad

La tasa de ocupación a tiempo parcial en Castilla y León se sitúa en el 15,7%, por encima de la media nacional

ICAL

Un total de 155.400 profesionales trabajan a tiempo parcial en Castilla y León, lo que supone el cinco por ciento del total de España, donde cerca de 2,9 millones de ocupados (2.894.800) tienen un contrato de este tipo, un 3,2 por ciento más que el pasado año. Además, en la Comunidad se registró un aumento del cuatro por ciento, según los datos facilitados este miércoles por Randstad.

En ese sentido, la tasa de ocupados a tiempo parcial en Castilla y León se sitúa en el 15,7 por ciento, por encima de la media nacional (14,8 por ciento). Desde 2008, este índice no ha dejado de crecer, excepto una caída en 2011, hasta alcanzar su máximo en 2014 (16,2 por ciento), 3,4 puntos porcentuales menos que la tasa europea. Desde entonces la tasa ha alternado años de ligeros incrementos y descensos.

En términos absolutos, el número de profesionales ocupados a tiempo parcial durante el último año en la Comunidad llegó a 155.400, lo que supone el 5,37 por ciento del total nacional. «El empleo a tiempo parcial suele ser un indicador positivo de la dinamización del mercado laboral. Por ejemplo, en el caso de Europa, los países que cuentan con mayores tasas de ocupados a tiempo parcial son aquellos con las menores tasas de desempleo. De este modo, la contratación a tiempo parcial puede funcionar como una oportunidad para crear nuevos puestos de trabajo y reducir los índices de paro», explicó el director de Relaciones Institucionales de Randstad, Luis Pérez.

Asimimso, País Vasco es la autonomía que muestra una mayor tasa de ocupados a tiempo parcial. En concreto, un 16,5 por ciento de los trabajadores extremeños tienen este tipo de contrato. Euskadi, con un 16,4 por ciento, y Navarra, con 16,2 por ciento, se sitúan a continuación.

Por encima de la media nacional (14,8 por ciento), también se encuentran Andalucía, Aragón (15,5 por ciento), Castilla y León (15,7 por ciento), Comunidad Valenciana (15,4 por ciento), Asturias (15,3 por ciento), Cantabria (15,2 por ciento), Murcia (15,1 por ciento), y La Rioja (15 por ciento).

Con tasas de ocupación a jornada parcial por debajo de la media nacional se encuentran Cataluña (14,6 por ciento), Castilla-La Mancha (14,1 por ciento), Canarias y Galicia (13,9 por ciento). Las regiones con menor tasa son Baleares y Madrid, ambas con el (13 por ciento).

En términos absolutos, Cataluña (495.400), Andalucía (492.100) y Madrid (395.100) son las que tiene más trabajadores a tiempo parcial, sumando entre las tres cerca de la mitad del total de ocupados con este tipo de contratos en España. En el lado opuesto se sitúan La Rioja (20.800), Cantabria (36.700) y Navarra (46.200), con el menor número.