https://static.leonoticias.com/www/campo/modulos/del_valle_1040x80-kJMG-U40211490159tk-1040x80@Leonoticias.jpg

Llorente ve peligrar a todo el sector remolachero y carga contra British Sugar por arruinar a los agricultores

Matías Llorente, durante una rueda de prensa./Campillo
Matías Llorente, durante una rueda de prensa. / Campillo

El secretario general de Ugal-UPA, Matías Llorente, pide la dimisión de los directivos de la compañía e insta a los agricultores a apostar con Acor para evitar caer al abismo

León

El sector remolachero está en serio peligro, al borde del precipicio. La lectura, que no puede ser más inquietante, ha sido realizada este jueves por el sindicato agrario Ugal-UPA.

Matías Llorente, su secretario general, ha acusado directamente a Azucarera de tratar de minimizar el impacto de la deuda que arrastra en los últimos ejercicios a través de los agricultores, a los que según ha advertido mira con desdén.

De ahí que Llorente no haya dudado en reclamar el cese de sus directivos en España al mismo tiempo que se ha mostrado dispuesto a que sus asociados puedan optar libremente a contratar con quien consideren oportuno el próximo año con la mirada puesta en Acor.

AMI

Para Llorente los directivos de Azucarera Iberia, filial de British Sugar, son los responsables de una rebaja unilateral que condena al sector y que se sale sin justificación alguna del Acuerdo Marco Interprofesional (AMI).

No ha tenido reparos el secretario general de Ugal-UPAponer nombre y apellidos a los responsables de la situación y lo ha hecho citando de forma expresa a su CEO, Juan Luis Rivero, así como a la directora del negocio agrícola, Salomé Santos.

«El AMI lleva funcionando durante los últimos treinta años con normalidad y se ha puesto como ejemplo en muchos sitios. British Sugar ha quitado a los antiguos trabajadores de las azucareras y han hecho el planteamiento de Inglaterra de todo controlado absolutamente por Agroteo y machacando a todos», ha remarcado Llorente.

Pérdidas de 60 millones

Así ha advertido que «en los primeros años, cuando todavía estaban los antiguos dirigentes que tenía Ebro Agrícola, los beneficios fueron altos y ahora desde que está en España, British Sugar ha tenido unos beneficios de más de 300 millones de euros», también ha señalado.

Beneficios que, según ha advertido, se han convertido hoy en pérdidas de «entre 50 y 60 millones de euros, que quieren recuperar a base de bajar el precio, de explotar a camioneros, semillistas, maquileros». Y la conclusión es clara para Matías Llorente: «Quieren recuperar las pérdidas a base de arruinar a los demás».

'No' a «trabajar para el inglés»

Desde Ugal-UPA se ha insistido en que la compañía británica quiere salvarse a cargo de hundir al campo leonés y a todo el sector. Además ha recordado que Ucogal ya contrató con Acor 920 hectáreas de remolacha para la planta de Olmedo. Y la fórmula se repetirá: «La primera será una opción de 35,5 euros por tonelada y la vamos a denominar «trabajar para el inglés» y la segunda, el modelo cooperativo donde tendremos una opción de contratación de 42 euros la tonelada».

Para Llorente no hay dudas, a un lado está British Sugar y sus millonarias pérdidas de las que ahora se quiere culpar al campo leonés y a todo el sector azucarero, y al otro Acor, con pérdidas de tres millones «pero tiene un fondo de reserva de 120 millones».

 

Fotos