La ARMH rinde homenaje a las víctimas del franquismo con un acto en el Museo del Bierzo

La ARMH rinde homenaje a las víctimas del franquismo con un acto en el Museo del Bierzo

La asociación conmemora de esta manera el Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas

ICAL

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) organizará este jueves un acto de homenaje dedicado a las víctimas del franquismo en el Museo del Bierzo, la antigua cárcel de la ciudad de Ponferrada y uno de los lugares en los que cientos de bercianos sufrieron en sus carnes la represión franquista. Con esta acción, la ARMH conmemora el Día Internacional de las Víctimas de Desapariciones Forzadas, «el delito más grave que existe en el derecho penal», recordaron.

Al respecto, los portavoces de la asociación consideraron que se trata de un «delito permanente», ya que, tras torturar y asesinar a los represaliados, se ocultaron sus cadáveres. «Nada peor se le puede hacer a una persona», sentenciaron. Durante el acto, destacados artistas de la música y la palabra como Juan Carlos Mestre, Abel Aparicio o Manuel Cuenya acompañarán a los familiares de los desaparecidos en la comarca. El cartel lo completan Sol Gómez, Javier Morán, Luis Miguel Sanz, Pedro Álvarez (Peta), Isamil9, Nicanor G. Ordiz, Juan Carlos Suárez (Polaroids) y Tote García.

Lugar de represión

La antigua cárcel de Ponferrada, ahora reconvertida en Museo del Bierzo, acogió entre sus muros a varios cientos de los más de 3.000 bercianos detenidos por las autoridades golpistas a partir del 18 de julio de 1936. Muchos de esos presos sufrieron muertes extrajudiciales en parajes cercanos como Monterarenas, Magaz de Abajo o el alto de Villanueva de Valdueza, otros fueron fusilados en las inmediaciones del cementerio del Carmen y los más afortunados fueron trasladados a León para comenzar un terrible periplo por las cárceles del país.

Algunos presos nunca perdieron la esperanza de libertad y promovieron fugas desde las celdas en las que estaban recluidos, como atestiguan los documentos de la época. Según estos registros, en los días previos a la noche del 16 a al 17 de diciembre de 1936, los siete ocupantes de la celda número dos de la planta baja de la cárcel construyeron un boquete con ayuda de una cuchara, aunque fueron descubiertos por un guardia. Seis de ellos serían posteriormente fusilados y enterrados en el cementerio del Carmen. Sus nombres eran: Manuel Villa Suárez, Máximo Blanco Expósito, Robustiano Rodríguez García, José Fernández Fernández, Isidoro Álvarez, Ángel Durán y Laurentino Rodríguez.

Contenido Patrocinado

Fotos