La Junta y San Andrés clausuran un programa de formación y empleo con inversión de 87.000 euros

Clausura del programa mixto de formación y empleo./
Clausura del programa mixto de formación y empleo.

El delegado territorial de la Junta en León, Guillermo García, ha clausurado esta mañana el programa mixto de formación y empleo 'San Andrés Verde 4', un proyecto en el que han participado una decena de ciudadanos del municipio

LEONOTICIAS

La Junta de Castilla y León, a través del Servicio Público de Empleo de la Comunidad, ha destinado 87.054 euros al programa mixto de formación y empleo 'San Andrés Verde 4', centrado en la realización de actividades en viveros, jardines y centros de jardinería. Durante seis meses (del 1 de noviembre de 2018 al 30 de abril de 2019), los alumnos del programa promovido por el Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo han recibido, por una parte, formación de la especialidad y, por otro lado, han aplicado sus conocimientos de forma práctica.

El objeto de actuación de los diez alumnos inscritos a dicho programa ha sido la realización de actividades de mantenimiento de zonas verdes en el municipio. Para su aprendizaje y orientación han contado con una monitora de actividades auxiliares en viveros, jardines y centros de jardinería, otro monitor de mantenimiento de zonas verdes y una coordinadora de formación complementaria y compensatoria.

El delegado territorial de la Junta en León, Guillermo García, junto a la alcaldesa del municipio, Camino Cabañas, ha entregado los diplomas a los participantes que han recibido la formación. Además, el delegado les ha traslado su enhorabuena por haber completado de manera satisfactoria el programa del curso.

Se trata del vigésimo programa mixto de formación y empleo que se lleva a cabo en esta localidad desde 2004, con un nivel de inserción laboral que ha alcanzado el 100% en algunos casos. Desde el inicio de estas iniciativas se han formado un total de 253 desempleados de San Andrés del Rabanedo.

En este sentido, el delegado territorial ha puesto de manifiesto que todas estas actuaciones permiten abrir el mercado laboral a personas desempleadas inscritas en el Servicio Público de Empleo. Los colectivos prioritarios a la hora de inscribirse en este tipo de cursos son: jóvenes menores de 35 años, preferentemente sin cualificación; mayores de 45 años, especialmente quienes carezcan de prestaciones y presenten cargas familiares; y parados de larga y muy larga duración, con especial atención a aquellos que han agotado sus prestaciones por desempleo y las personas en riesgo de exclusión social.