Agrícolas celebra su cincuentenario con diferentes talleres

Agrícolas celebra su cincuentenario con diferentes talleres

Este viernes ha sido el turno de '¿Quién se come nuestra comida?' o la e laboración de kokedamas

LEONOTICIAS

Dentro de las actividades programadas para celebrar el cincuentenario de la Escuela de Ingeniería Agraria se están organizando una serie de talleres de diferente índole, este viernes día 9 de marzo, HAND WORK FACTORY ha ofrecido el taller titulado “Elaboración de kokedamas” que se llevó a cabo en el Laboratorio de Plantas Ornamentales de la Escuela.

Una kokedama es una planta cultivada sobre una bola de musgo y sustrato, es decir sin maceta. El arte de hacer kokedamas es una antigua técnica japonesa, en realidad kokedama significa en japonés bola de musgo (koke = musgo y dama = bola). Está técnica tiene ciertas similitudes con los bonsáis, ya que ambas técnicas retienen las plantas en una pequeña porción de tierra pero los cuidados de las kokedamas son mucho más sencillos.

Daniela Sbraccia y Juan Miguel Godoy (Hand Work Factory) han ayudado a los 25 participantes de este taller a realizar su primer kokedama. En primer lugar, para hacer la “bola de barro” mezclaron sustrato universal, akadama y perlita y posteriormente en el interior de la bola insertaron la planta (se utilizaron suculentas y dracaena) y la moldearon. Finalmente recubrieron dicha bola con musgo procedente de productores daneses (musgo comercial) fijándolo con hilo resistente. Cada asistente al taller se llevó su kokedama además de una grata experiencia.

¿Quién se come nuestra comida?

14 estudiantes del Instituto de Educación Secundaria Claudio Sánchez Albornoz nos han visitado junto con su profesora de Biología, Mónica García Rivera, para participar en el taller titulado “¿Quién se come nuestra comida?”.

El taller se ha desarrollado a cargo Eva Mª Gómez- Bernardo Villar, directora del Laboratorio de Diagnóstico de Plagas y Enfermedades y de Alicia Lorenzana de la Varga, profesora del Área de Producción Vegetal de la Escuela de Ingeniería Agraria y Forestal. Este Laboratorio se fundó en el año 2000 gracias a la financiación de la Fundación Benéfico Docente Chicarro- Canseco-Banciella, funcionando interrumpidamente hasta el momento actual y tiene como funciones el diagnóstico general de plagas y enfermedades vegetales y el asesoramiento agrícola en este ámbito. El servicio es gratuito para los usuarios y está dirigido a agricultores, asociaciones y otras entidades relacionadas con los sectores agrario y forestal.

Contenido Patrocinado

Fotos