Amazon se come Toy’s 'R' us

Amazon sigue con paso firme. / Efe
EMPRESAS

La venta online en Estados Unidos acaba con una de las grandes marcas de la infancia

J. A. G.Madrid

En 2016, el comercio electrónico alcanzó los 228.323 millones de euros, un 4,6% más que en 2015 y un 21,7% más que los cinco ejercicios precedentes. En España, una de cada cinco empresas con más de diez empleados vende sus productos o servicios a través de la Red.

El auge del ecommerce no para y el máximo exponente es Amazon. El gigante del comercio electrónico tiene en su historial un, cada vez más grande, historial de 'víctimas', que no han sabido adaptarse a los tiempos y han sido engullidos por la máquina de Jeff Bezos, CEO de Amazon.

El sector minorista estadounidense se está viendo perjudicado por gigantes del comercio electrónico. El último en caer en bancarrota ha sido la marca de la infancia de muchos jóvenes, Toys 'R' Us, que se ha acogido al Eleven Chapter estadounidense (petición de bancarrota) por una deuda que asciende a 4.174 millones de euros, de los que debe realizar un pago inminente de (334 millones de euros.

Según las estimaciones de Statista, las ventas online de juguetes y productos para bebé de Amazon duplican las de Toys 'R' Us. La juguetera cerró, según estos datos, con 912 millones de dólares en 2016, mientras que Amazon alcanzó los 2.163 millones de dólares.

La pesadilla para la tradicional juguetera llega antes de abrir la campaña de Navidad. Aunque la larga agonía de Toys 'R' Us no es fruto de un día, ni tampoco solo de Amazon. Según la consultora Kloster Trading, el gigante del comercio electrónico ya arrebató hace meses el liderazgo como la mayor juguetera de Estados Unidos.

El cambio en los hábitos de los consumidores norteamericanos y de todo el mundo ha llevado a la compra online a una de las preferencias y, según los expertos, las compras en la web de Toys 'R' Us no son del todo intuitivas y no muy amigables con sus clientes.

Sin embargo, la declaración de bancarrota de la famosa juguetera no afectará a sus tiendas en España ni tampoco a Europa, ya que seguirán abiertas.

Fotos