Así será la compra del futuro

Imagen del vídeo de promoción del nuevo supermercado de Amazon.

Supermercados sin cajeros y altavoces inteligentes son la tecnología que se encargará de la lista de la compra

J. A. G.Madrid

“Hola, Alexa. Quiero cuarto mitad de jamón york”. Este es el futuro de las compras en supermercados, aunque ese mañana no es tan lejano y puede que esté a la vuelta de la esquina.

El asistente virtual de Amazon ya está preparado, al menos en Estados Unidos, para poder encargar la compra a los supermercados del país y gracias a la inteligencia artificial con tan solo repasar la lista de la compra, ya sea Alexa u otros asistentes, se podrá hacer la compra.

En España, de momento, nos estamos acostumbrando al pago móvil o a las tarjetas sin contacto, pero las apuestas de las grandes tecnológicas ya pasan por el reconocimiento biométrico.

Más información

Usar la huella digital o la cara son los siguientes pasos que ya se está probando en distintas plataformas y permite abrir cuentas bancarias en España. Sin embargo, el siguiente paso lo ha dado Amazon con la presentación del primer supermercado del mundo sin cajas.

La compañía de Seattle ha tardado un año en abrir su apuesta más disruptora, pero los ciudadanos del condado neoyorquino ya pueden pasar por los 167 metros cuadrados del primer Amazon Go del mundo.

Cero cajas y cero cajeros, pero en el futuro. Al entrar en la tienda, la cuenta de Amazon se activa y se convierte en el carrito virtual que pasear por los pasillos de la tienda de Seattle. Uno de los culpables del retraso en la puesta en marcha del establecimiento.

Para luchar contra amigos de lo ajeno y garantizar sus ventas, Amazon ha lanzado la tecnología Just Walk Out. A la entrada de este supermercado del futuro, los usuarios tendrán que pasar un código QR, que se obtiene a través de la aplicación Amazon Go, por un lector ubicado en los tornos de entrada al establecimiento.

Con esa acción, el cliente queda registrado por las decenas de cámaras situadas en los pasillos de la tienda, es la puerta de entrada al nuevo Gran Hermano de Amazon. Según explica Sam Machkovech, que ha podido comprar en Amazon Go, y relata en ArsTechnica: “Cada cámara tiene aproximadamente un tamaño de 2,5 pulgadas, incorporan una pequeña luz LED que indicaba que estaban encendidos y enfocan a los productos de la tienda”.

¿Cómo cobran los productos?

Con tan solo coger el producto e introducirlo en la bolsa, el sistema inteligente de Amazon lo incluye al cesto virtual y lo cobra. La prueba de fuego está por pasar y comprobar si el sistema diseñado por el equipo de Jeff Bezos funciona y queda la duda de si Alexa en el futuro será cajera y ayudará a los clientes de Amazon Go a encontrar un producto.

Aunque Amazon ha puesto en marcha esta tienda por primera vez, hace una década, IBM planteó cómo sería el supermercado del mañana y la idea era muy parecida a la de Jeff Bezos.

El gigante de los ordenadores presentó un vídeo en el que los productos estaban equipados con chips RFID y gracias a un lector de radiofrecuencia se completaba el pago sin sacar la cartera del bolsillo.

Ahora ese futuro planteado en 2006 es realidad gracias a un pequeño 'gran hermano' de 167 metros cuadrados instalados en la ciudad estadounidense de Seattle.

Contenido Patrocinado

Fotos