Leonoticias

Andorra tiene el mejor sistema de salud y España, el octavo

Exterior del Hospital Carlos III de Madrid.
Exterior del Hospital Carlos III de Madrid. / Efe
  • Aunque la media en la puntuación de los países ha crecido desde 1995, han aumentado las desigualdades entre el primero y el último

Moda casual para hombre y mujer

Hasta 90%

Viste tu cama con diseños originales

Hasta 70%

Abrígate este invierno con estilo

Hasta 80%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 80%

Calzado técnico running y trail para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Accesorios imprescindibles para tu día a día

Hasta 70%

¡Moda chic y casual a precios increíbles!

Hasta 80%

Marca española de moda para hombre

Hasta 70%

Moda casual para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Sea cual sea tu estilo hay una chaqueta de piel para ti

Hasta 70%

Renueva tus básicos y luce piernas esta temporada

Hasta 80%

Decora y protege tu sofá con fundas de calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Textura y suavidad en textil de baño

Las mejores marcas a los mejores precios

Nueva colección de botas, botines y australianas

Hasta 80%

Desplázate con la mejor tecnología

Hasta 70%

Bolsos y complementos de piel

Hasta 80%

La marca de moda en exclusiva para ti

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes de pulsera para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Calzado de tus marcas favoritas

Las mejores marcas a los mejores precios

Andorra, Islandia y Suiza encabezan una clasificación de los sistemas de salud, según un estudio publicado este viernes en la revista británica The Lancet, que señala que la diferencia entre los países más y menos eficaces ha crecido desde 1990.

Este estudio se basa en un indicador que mide la calidad y el acceso de los sistemas de salud. La eficacia de cada país se estableció según las tasas de mortalidad de 32 enfermedades por las que los fallecimientos pueden, en teoría, evitarse con la condición de un acceso rápido a una atención eficaz (tuberculosis, cáncer de mama, leucemia, algunas enfermedades cardiovasculares...).

Andorra llega en primera posición con un resultado de 95 puntos, seguido de Islandia (94) y de Suiza (92). Trece de los quince primeros están en Europa occidental, como España (8º, con 90) y Francia (15º, con 88). Los otros dos son Australia (6º, 90) y Japón (11º, 89). Estados Unidos ocupa un 35 puesto (81) y el Reino Unido el 30 (85).

Al otro lado de la escala, se encuentra Somalia (34), Afganistán (32) y, en último lugar, Centroáfrica (29).

Crecen las desigualdades

La media de los resultados aumentó notablemente desde 1990, pasando de 40,7 a 53,7. "167 países vieron el acceso y la calidad de sus sistema de salud aumentar de manera significativa", destaca el estudio.

Sin embargo, las desigualdades han crecido. La diferencia entre el primer país y el último era de 66 puntos en 2015 contra solo 62 en 1990.

El estudio se interesa también por la diferencia entre la eficacia real de los países y la que su nivel de desarrollo debería implicar normalmente. Así, entre los países que han registrado una notable mejora de acceso y calidad a la atención médica desde 1990 se encuentran Corea del Sur, Turquía, China.

En América Latina, uno de esos países que registró una de las mayores mejoras entre 1990 y 2015 fue Perú, aumentando en 23,7 puntos. El estudio señala como factores que han podido influir: las mejoras financieras del sistema de salud o su gobernanza.

Sin embargo, hay una gran diferencia de rendimiento de los sistemas de salud entre los países latinoamericanos. "Estos resultados parecen una advertencia: el aumento del nivel de desarrollo no implica necesariamente una mejora de la calidad y del acceso al sistema de salud", comentó el responsable del estudio, el profesor Christopher Murray, del Instituto estadounidense de Medidas y Evaluaciones de Salud (IHME) de la Universidad de Washington (noroeste).

Así, la diferencia del rendimiento real de Estados Unidos y lo que se esperaría es inferior de 10 puntos y esta diferencia sube a 25 en el caso de Sudáfrica. Al contrario, para los primeros países de la lista, la diferencia es nula. Este estudio fue financiado por la fundación Bill & Melinda Gates.