Leonoticias

gráfico

Un grupo de alumnos participantes en una olimpiada matemática estatal. / Jesús Andrade

Ellos mejoran más que ellas en Matemáticas y Ciencias

  • El estudio TIMMS 2015 atribuye una mejora de los resultados de los alumnos de Primaria españoles, pero revela la brecha de género aún existente

  • Descienden los alumnos de nueve y diez años con niveles muy bajos

España mejora sus datos en Matemáticas y Ciencias con respecto a hace cuatro años, pero todavía se mantiene por debajo de la media de la Unión europea y de la OCDE, según el estudio de evaluación internacional TIMSS 2015 que recoge los datos de alumnos de cuarto de Primaria, esto es, niños y niñas entre los nueve y los diez años. También revela la brecha de género existente en los resultados: las chicas sacan peores resultados que sus compañeros.

Según este informe España ha logrado una puntuación de 505 puntos en Matemáticas, en el nivel intermedio del estudio (entre 475 y 550 puntos), pero por debajo de la media de los dos organismos supranacionales: los 519 de la UE y los 525 puntos de la OCDE. Eso sí, supone un aumento de 23 puntos con respecto al estudio realizado en 2011. "Dentro de cuatro años estaremos en esas medias", ha augurado Marcial Marín, secretario de Estado de Educación.

En este nivel intermedio se encuentran, además de los alumnos españoles, los italianos (507), los croatas (502), los eslovacos (498) y franceses (488). Esta clasificación realizada por la Asociación Internacional para la Evaluación del Rendimiento Educativo está encabezada por tres países asiáticos: Singapur (618 puntos), Corea del Sur (608) y Japón (593). "Son los países donde está instalada la cultura del esfuerzo", ha explicado José Luis Blanco, director general de Evaluación y Cooperación Territorial. Esa cultura del esfuerzo unida a la "autonomía de los centros" que recoge la Ley Orgánica para la Mejora de la Calidad Educativa (Lomce) son dos de las claves, según el Gobierno, que explican parte de este "éxito".

Una Lomce a la que "no se ha firmado su defunción", según Marín a pesar del acuerdo entre PP, PSOE y Ciudadanos para reformar esta ley educativa en un plazo de seis meses y después de que el Gobierno pactara con las comunidades volver a la anterior selectividad. El estudio también señala que en España, el porcentaje de alumnos rezagados (nivel muy bajo) ha pasado del 12,% de hace cuatro años al 6,8% actual, manteniéndose en la media de la OCDE (7 puntos) y superior a los datos de los Veintiocho (6%). Francia, por ejemplo, tiene el 12% y en Corea del Sur no existe. En el otro extremo de la balanza, en los estudiantes con un nivel avanzado, España pincha. Aunque pasa del 1,3% al 3,4%, está todavía lejos del 9,9% de media de la OCDE. Y a un mundo del 50% de los singapurenses más avanzados o del 41% que tiene Corea del Sur o el 32% de japoneses de nueve años excelentes. En Europa, destaca que Irlanda del Norte tiene un 27% de alumnos de nivel avanzado, por el 17% de Inglaterra, el 14% de Irlanda, el 13% de Hungría, el 12% de Portugal o el 10% de Flandes, Bulgaria, Polonia o Lituania.

Diferencia por sexo

En cuanto a las Ciencias, España logra 518 puntos, 13 puntos más que hace cuatro años, y se sitúa un poco por debajo de la media comunitaria (521 puntos) y del promedio de la OCDE (528). Al igual que sucede con las Matemáticas, son los países del otro lado del mundo los que dominan la clasificación: Singapur (590), Corea de Sur (589) y Japón (569).

También se aprecia un descenso del número de estudiantes con niveles muy bajos, al pasar del 8,4% de hace cuatro años al 5,2% actual, mientras que el promedio de la OCDE baja algo más de un punto (del 6,8% al 5,7%. Por otra parte, entre los más avanzados, España solo logra aumentar este campo en nueve décimas (del 4,3% al 5,2%) mientras que este organismo internacional repite el 8,9%.

Este estudio, al igual que otros, demuestra una diferencia de rendimiento en cuanto al género. En todos los países analizados en el TIMMS 2015 tienen mejores datos los alumnos que las alumnas salvo en Finlandia donde ellas son mejores. En España, ellos consiguen 511 puntos por 499 de ellas en matemáticas. Una diferencia de doce puntos que supera a los datos de 23 de la OCDE (cinco) y a los Veintiocho (siete).

En Ciencias las medias son 521 y515 de alumnos y alumnas, respectivamente, con una brecha de seis puntos también mayor que las dos organizaciones (de media, en ambas, de dos puntos de distancia). También se aprecia una diferencia en los alumnos de origen inmigrante: 495 puntos en Matemáticas y 506 en Ciencias. Son puntuaciones medias "significativamente inferiores", según el estudio, que a las de sus compañeros nativos: 512 puntos en Matemáticas y 527 en Ciencias.