Leonoticias

Bruselas equipara a los editores de prensa con otras industrias culturales

  • Al igual que el cine o la música, la Comisión Europea reconoce el derecho legal de reclamar los derechos de autor a aquellas webs que usen textos informativos

La Comisión Europea ha propuesto conceder a los medios de comunicación un derecho legal que les permita reclamar a plataformas y páginas 'online' compensaciones por compartir fragmentos de los contenidos informativos en sus espacios web.

El Ejecutivo comunitario ha presentado sus propuestas para modernizar la normativa comunitaria sobre propiedad intelectual y 'copyright', entre las que se incluye otorgar a las empresas editoras de noticias los llamados "derechos conexos", es decir, aquellos cuyo objetivo es "proteger los intereses legales de personas físicas o jurídicas que contribuyen a hacer un contenido accesible al público", según la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI).

De esta forma, los editores de noticias tendrán la opción de reclamar una compensación a agregadores de noticias, plataformas de contenidos o redes sociales por compartir extractos de sus contenidos. No obstante, a diferencia del modelo español implantado con la Ley de Propiedad Intelectual, se trata únicamente de un derecho del que podrán hacer uso en sus negociaciones con estas plataformas online y no de una obligación, lo que significa que también podrán renunciar a ese derecho.

Otra diferencia con el modelo español es que se circunscribe exclusivamente a los agregadores de noticias, mientras que Bruselas habla de agregadores, plataforma de contenidos o redes sociales que compartan extractos de contenidos de los editores de noticias. "Sobre todo, la Comisión espera que los nuevos derechos den a la industria de prensa una posición de negociación más fuerte para proteger sus inversiones, explorar nuevos modelos de negocio y eventualmente completar su transición al entorno digital", ha destacado el Ejecutivo comunitario.

Bruselas apunta que el cambio a la era digital ha permitido a periódicos, revistas y otras publicaciones incrementar su audiencias a través de los servicios online, agregadores de noticias y redes sociales. Sin embargo, reconoce que se enfrentan a problemas al intentar proteger sus contenidos y al intentar explotar sus derechos de licencia.

Aumentar su poder de negociación

Así, la directiva propuesta este miércoles por la Comisión Europea tiene el objetivo de simplificar el escenario actual mediante la concesión de estos derechos a los medios de comunicación, de forma que se puedan apoyar sobre ellos a la hora de negociar acuerdos de licencias con proveedores de servicios online.

El presidente del Ejecutivo comunitario, Jean-Claude Juncker, ha señalado en su discurso sobre el estado de la UE ante el Parlamento Europeo que su intención es que "periodistas, editores, autores y otros sean remunerados de manera justa por su trabajo, sin importar si lo hacen desde un estudio o desde su salón, lo difundan o no online, lo publiquen con la ayuda de una fotocopiadora o a través de un hipervínculo".

Según el informe de análisis de impacto utilizado por la Comisión Europea para elaborar sus propuestas, entre 2010 y 2014 los ingresos de las empresas editoras de noticias se redujeron en 13.450 millones de euros. Además, el estudio señala que, a pesar de que se espera que crezca el número de personas dispuestas a pagar por el consumo de noticias en países como Reino Unido, España o Italia, estos ingresos no compensarán los que se pierdan por la caída en las ventas de periódicos.

Contenidos de televisión

Junto con la concesión de los "derechos conexos" a las empresas editoras de noticias, la Comisión Europea ha anunciado hoy otras propuestas en relación a las normas de copyright en la UE. En primer lugar, Bruselas ha propuesto simplificar el proceso para que las cadenas de televisión obtengan las autorizaciones pertinentes para poder transmitir sus programas online en otros Estados miembros. Estas reglas facilitarían la manera en que los operadores que ofrecen paquetes de canales, obtienen sus permisos transfronterizos, al eliminar la necesidad de tener que negociar individualmente cada derecho para ofrecer sus contenidos en otro país de la UE.

Por otro lado, Bruselas ha propuesto una excepción en la normativa actual que permita a los centros educativos utilizar de herramientas digitales y cursos online de forma transfronteriza. Según el Ejecutivo comunitario, uno de cada cuatro educadores se encuentra con dificultades relacionadas con derechos de propiedad intelectual en su actividad docente todas las semanas.

Por último, el Ejecutivo comunitario ha anunciado su propuesta para adoptar el Tratado de Marrakesh para facilitar el acceso a publicaciones a personas con discapacidades visuales. Estas medidas, ha destacado Bruselas, son importantes para garantizar que el 'copyright' no supone una barrera para la participación en sociedad de todos los ciudadanos europeos.