Leonoticias

«Que nos digan si hay que excavar hasta buscar las orejas de los romanos y dejar un agujero con cristal»

video

Catas en el patio occidental del Seminario Mayor de León. / Noelia Brandón

  • El presidente de la Fundación del Museo Diocesano y de la Semana Santa de León pide a Patrimonio información y que valoren «si es más positivo tener un museo que piden los leoneses» o «seguimos gastando el dinero en agujeros»

Los desencuentros entre Patrimonio y el patronato del futuro Museo Diocesano y de la Semana Santa de León parecen no tener fin. De nuevo su presidente, Pedro Puente, ha lamentado que el informe emitido por la Junta haya llegado a su conocimiento a través de la prensa. «Los interesados somos los últimos en enterarnos», ha denunciado.

El vicario de la Diócesis de León ha reconocido que el patio occidental, que debía ser la sala capitular del espacio expositivo, lleva «dos meses sin tocarse» a la espera del informe. «Queremos que nos digan si tenemos que excavar hasta buscar las orejas a los romanos o qué».

Por todo ello, Pedro Puente ha sentenciado que, «si se tiene que dejar para buscar las orejas a los romanos» habrá que llevar el museo «a otro sitio». Concretamente, se desplazaría el grueso de los elementos al piso superior del Seminario Mayor de León, lo que supondría una merma de la capacidad del mismo.

«Que valoren lo más positivo»

«Que valoren lo más positivo: el museo que piden todos los leoneses o tener un agujero con cristal», ha denunciado el presidente de la fundación.

Las sensaciones que se respiran en el patronato no van más allá de la reiterada petición de «que nos digan lo que tenemos que hacer, si hay algo interesante para todos o si sólo son trabas que se resuelvan».

Puente mantiene que los informes no dicen que los restos hallados sean importantes «pero igual es cosa mía, que no entiendo», ha vuelto a ironizar con un importante enfado el vicario.

Los encargados de llevar adelante el futuro Museo Diocesano y de la Semana Santa de León están dispuestos a cumplir con lo que les digan, aunque lamentan que «nos estén haciendo gastar el dinero en hacer agujeros». Por ello pedirán una reunión definitiva con Patrimonio para saber por donde pasa el espacio por el que la ciudad lleva medio siglo esperando y sobre el que se siguen poniendo problemas.