Peñalba reclama formalmente un segundo acceso a la localidad y advierte del «sumo riesgo existente» en la actual carretera

Derrumbe en la carretera de Peñalba de Santiago./
Derrumbe en la carretera de Peñalba de Santiago.

La junta vecinal reclama que la pista forestal que conduce al pueblo de San Cristóbal se convierta en una carretera más de la red provincial

ICALPonferrada

La junta vecinal de la localidad ponferradina de Peñalba de Santiago, considerada uno de los pueblos más bellos de España, presentó una petición oficial ante el registro del Ayuntamiento de la capital berciana en la que reclama la construcción de una nueva carretera de acceso, tras los “colapsos y cortes” producidos en la actual carretera durante la segunda mitad del año pasado a consecuencia de los arrastres provocados por el terrible incendio de la Tebaida del mes de abril. La petición se dirige tanto al Ayuntamiento de Ponferrada, al que la junta vecinal le pide implicación ante el “sumo riesgo existente”, como a la Diputación de León, titular del acceso actual.

Pese a reconocer el “gran esfuerzo técnico y económico” hecho por la institución provincial para resolver los problemas del actual acceso desde San Esteban de Valdueza, “hasta ahora sólo se han producido daños materiales de consideración”, recordaron los representantes de la junta vecinal. Al respecto, el tráfico en la carretera tuvo que cortarse durante varios días en los meses de noviembre y agosto, debido a los desprendimientos que periódicamente afectan a la vía.

En esa línea, la junta vecinal insistió en el “grave riesgo para las personas” que suponen estos episodios. “Si llegara el caso de una desgracia personal, que no deseamos, esta junta vecinal tendría la solidez de haber actuado, en tiempo y forma, con el rigor y la seriedad exigida a una institución pública”, señalaron en el documento presentado ante el Consistorio, en el que insistieron en que “se ha de buscar otra solución”.

Los problemas del actual acceso

Respecto a la actual carretera de acceso a la localidad, el presidente de la Diputación, Juan Martínez Majo, reconoció en su última visita a la comarca que supone “un gran dolor de cabeza” para la institución, que el año pasado actuó en tres ocasiones, dos en primavera y una en noviembre, para subsanar estos problemas de circulación que dejan aislados a los vecinos y que están causados por los episodios de lluvias.

Tras descubrir que los desprendimientos estaban ocasionados por un “corrimiento de ladera”, Majo reconoció “contactos” con la Consejería de Fomento y Medio Ambiente para poner en marcha una solución técnica que pase por “sujetar el terreno con una malla”, una actuación que supondrá una “obra importante” pero que se llevará a cabo “con independencia de la cuantía”, aprovechando la participación de las administraciones provincial y autonómica, aseguró entonces el presidente de la Diputación.

Contenido Patrocinado

Fotos