Viajar con niños (VII)

La Pinilla también apuesta por los niños

La 'escuelita' es la escuela infantil de la estación segoviana/La Pinilla
La 'escuelita' es la escuela infantil de la estación segoviana / La Pinilla

En su ‘escuelita’ se busca que los más pequeños aprendan a esquiar a través de juegos

J. GONZALOMADRID

Se trata de un concepto que en los últimos años se ha intensificado en España y cuya procedencia es clara si nos fijamos en las estaciones del centro de Europa. Los parques infantiles y las actividades disponibles para los grupos familiares llevan muchos años siendo una tendencia al alza en algunos de los grandes resorts en los que tan bien se trabaja lejos de nuestro país. Resulta curioso que se haya tardado tanto tiempo en lograr una reacción en algunos de los centros que, ahora sí, comienzan a hacerlo muy bien en un sector verdaderamente interesante.

Estado actual de la estación de La Pinilla
Estado actual de la estación de La Pinilla / La Pinilla

Un sector en el que poco a poco van entrando también otras estaciones algo más modestas. Teruel es uno de los mejores ejemplos, e incluso algunos de los destinos catalanes que están exclusivamente centrados en los niños. Una característica que también se implementa con el paso de las temporadas en el Sistema Central, pues los parques lúdicos o las zonas para que toda la familia pueda disfrutar de la nieve en sintonía se han convertido en una de las claves en cuanto al mundo de la nieve.

Para 4-5 años

Perfectamente conscientes de ello son en La Pinilla, donde sus pistas reciben numerosas familias con los más pequeños deseando aprender en unas zonas que se encuentran específicamente preparadas para ellos. Está, además, siendo una temporada muy benévola, en la que desde el principio la meteorología se está comportando de la mejor manera posible, lo que ofrece muchas posibilidades para aumentar el ocio familiar.

En ese bonito entorno segoviano es posible iniciarse en los deportes de nieve de la mano de profesionales de la escuela que posee este centro invernal que se destina a un público de 4-5 años. La “escuelita”, como se llama, tiene además muchas otras actividades para poder jugar en compañía de otros niños. Y es que el juego sigue siendo cosa suya en una estación con 8,6 kilómetros esquiables y unas condiciones que no se recordaban a estas alturas de año.

Contenido Patrocinado

Fotos