Felipe VI pide minimizar la incertidumbre de las empresas españolas ante el 'Brexit'

El rey Felipe VI en Londres. / Afp

Apuesta por la apertura económica y recuerda la importancia de la seguridad jurídica ante 200 empresarios españoles y británicos

IÑIGO GURRUCHAGA / AGENCIASCorresponsal en Londres

Felipe VI ha subrayado en un encuentro empresarial en la City londinense que España y el Reino Unido deben asegurar que las negociaciones para el 'Brexit' reduzcan "al mínimo" las incertidumbres generadas entre las empresas españolas y los posibles obstáculos futuros en la relación económica bilateral.

Más información

Ante dos centenares de empresarios de los dos países y representantes de ambos Gobiernos, el Rey de España consideró "extremadamente importante" que el nuevo marco de relaciones tras la salida del Reino Unido de la UE garantice condiciones para una estrecha cooperación económica y comercial que minimice futuros obstáculos y barreras.

Tras señalar que la fuerte presencia de empresas españolas en el Reino Unido se ha incrementado de forma significativa en los últimos años, el monarca agradeció al empresariado británico su confianza en España y se mostró convencido de que la mantendrán también en este momento en que ambos países deben afrontar "importantes desafíos".

En este contexto, advirtió de que el escenario originado por el "brexit" ha creado incertidumbre y dudas para los negocios y las empresas españolas, especialmente entre las de pequeño y mediano tamaño (pymes), que deben reducirse al mínimo en las negociaciones, y proclamó que el compromiso común a favor de la apertura de mercados y la inversión "debe continuar".

Además de urgir a autoridades y empresarios británicos a seguir adelante en su tradicional apuesta por los beneficios de la cooperación económica y la apertura de mercados, destacó que, gracias a las reformas puestas en marcha frente a la crisis, España es actualmente la economía con el crecimiento más rápido de la UE.

Don Felipe se declaró firmemente convencido de que aún queda mucho potencial de mejora en la cooperación económica bilateral, después de recordar que el Reino Unido es el tercer mercado de exportación para España y el primer destino de sus inversiones.

Durante 2016, España fue incluso el mayor inversor en este mercado, con operaciones en los más variados sectores, entre los que destacó el de infraestructuras por sus proyectos para la construcción de túneles ferroviarios en Londres y la inminente inauguración del puente Queens Ferry Crossing, que se convertirá en el más largo del mundo entre los sustentados por tres torres.

Segunda jornada

La segunda jornada de los Reyes de España en Londres ha comenzado y terminará en la City financiera de Londres e incluirá un almuerzo en el 10 de Downing Street con la primera ministra británica, Theresa May, y una visita a la tumba de Leonor de Castilla, esposa del rey inglés Eduardo I, en la Abadía de Westminster. La visita de estado de los reyes concluirá mañana en un recorrido dedicado a los científicos españoles en Reino Unido y a las relaciones culturales.

A las nueve de la mañana, hora local, comienza el desayuno de empresarios británicos y españoles en torno al rey Felipe VI y el príncipe Andrés, duque de York, en Mansion House. El edificio contiene parte de la administración del Ayuntamiento de la City, que es independiente del de Londres. Ahí, frente al Banco de Inglaterra, tiene su despacho el Lord Mayor, la figura que representa el Gobierno del distrito financiero, y en su gran salón se celebran encuentros variados de negocios.

La primera ministra británica, Theresa May, se ha comprometido a que la relación con España siga "creciendo en éxitos" tras la salida de Reino Unido de la UE, en un comunicado difundido por Downing Street antes de su encuentro con el Rey Felipe VI.

"Está visita de Estado es una oportunidad para celebrar el vínculo histórico entre nuestros dos países y nuestros ciudadanos. Somos amigos sólidos y esperamos ver cómo nuestra asociación crece en éxitos en los próximos años", ha dicho May.

La primera ministra ha rendido homenaje a Ignacio Echeverría, que murió en los atentados del pasado 3 de junio en Londres y ha destacado que España y Reino Unido trabajan estrechamente por la seguridad y prosperidad de sus ciudadanos, incluyendo la cooperación militar y judicial para combatir el terrorismo. "Nuestras relaciones se remontan más de 500 años atrás y cuando dejemos la UE queremos seguir siendo buenos amigos y vecinos de Europa y construir una asociación nueva y positiva con cada uno de sus Estados miembros".

Poco antes de que comience el encuentro empresarial hispano británico con motivo de la visita de Estado, también ha puesto en valor las inversiones de empresas españolas en Reino Unido, que es el primer destino inversor de España en Europa. La escala de esas inversiones, ha dicho, "demuestra que España sigue confiando en la fuerza de la economía británica" y que los dos países "pueden mantener y lo harán la relación más estrecha posible".

La lista de empresas españolas presentes es muy larga e incluye a los grandes inversores en Reino Unido, como el banco Santander, Ferrovial, Telefónica o Iberdrola. Pero para marcar la ocasión se ha puesto el acento en los recién llegados. CAF ha anunciado la inversión de unos 35 millones de euros para la creación de una factoría cerca de Newport, en el sur de Gales, que le permita integrarse más en el desarrollo creciente de la red ferroviaria británica.

En el desayuno se destacan también inversiones de Aena para la mejora del aeropuerto de Luton, o de Gestamp, que está integrada en la provisión de piezas al sector del automóvil. Son muestras recientes de una actividad comercial entre España y Reino Unido que se ha expandido extraordinariamente en las dos últimas décadas.

Siguiendo a Enrique

La reina Letizia se unirá después a su marido para acudir a la Abadía de Westminster, donde el príncipe Enrique, que hace unos días declaraba en una entrevista que "nadie de la familia quiere ser rey o reina", se estrena como anfitrión en este tipo de visitas. Los portavoces de la familia real británica están subrayando a lo largo de esta visita este nuevo papel del príncipe, que cumplirá pronto 33 años.

Enrique y los reyes presentarán una ofrenda ante la tumba del soldado desconocido y recorrerán la abadía, deteniéndose en la tumba de Leonor de Castilla, esposa de Eduardo I en el siglo XIII. Las tumbas de Eduardo y Leonor se encuentran en un santuario, tras el altar donde se ofician coronaciones o grandes funerales, inaccesible para los turistas cotidianos.

Acto seguido, los Reyes recorrerán el breve trayecto desde la Abadía hasta la Embajada española en Londres, donde ofrecerán una recepción a unos seiscientos miembros de la colectividad española en Reino Unido. Una hora más tarde, el rey debe estar en Downing Street para almorzar con la primera ministra, Theresa May, y conversar diplomáticamente sobre la relación bilateral, el Brexit o Gibraltar.

Vaya cuadro

La jornada termina con una nueva cena y más retos diplomáticos y artísticos. En la Galería Real del Parlamento, donde Felipe VI pronunció ayer un discurso, una de las paredes está cubierta con un gran lienzo retratando la muerte del almirante Nelson en la batalla de Trafalgar. El presidente de la Cámara de los Lores, Norman Fowler, lo señaló en su discurso de despedida al rey subrayando que la pared opuesta se retrataba una gesta del general Wellington y la colaboración hispano británica en la Guerra de la independencia.

En el Guildhall, la sede ceremonial del Ayuntamiento de la City, no hay tal balance. Al acceder al salón donde se celebrará la cena de honor a los Reyes, es inevitable observar la gran pintura, 3 X 7.6 metros, del gran asedio hispano-galo de Gibraltar. Se llama "La derrota de las baterías flotantes, de 1783'. Desvela la íntima relación del sector financiero del Peñón con la City de Londres, que acoge esta noche a los Reyes de España en una cena de gala, en el mismo salón donde Gibraltar suele celebrar en Londres su día nacional.

Fotos