Rajoy: «Hemos llegado a una situación límite en Cataluña»

Confirma que ha alcanzado un acuerdo con el PSOE para aplicar el artículo 155 en Cataluña, pero precisa que «no está determinado» un límite temporal en su aplicación

ADOLFO LORENTECorresponsal en Bruselas

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha mantenido la incertidumbre sobre las medidas que el Consejo de Ministros adoptará mañana en relación al artículo 155 de la Constitución y ha eludido confirmar si habrá elecciones autonómicas en enero o si tomará el control de TV3, como ha sugerido esta mañana la socialista Carmen Calvo. "Se lo digo con tada claridad, eso lo anunciaremos mañana", ha recalcado al término de la cumbre de jefes de Estado y de Gobiermo celebrada en Bruselas.

Más información

Lo que sí ha recordado que "todo" está pactado entre el Gobierno, el PP, el PSOE y Ciudadanos, y que el objetivo es "restaurar la legalidad vigente. "No podemos permitir que no se cumpla la ley en una parte del país. Si no lo hacemos, ha apostillado, ¿cómo exigimos al resto de ciudadanos que lo hagan? Es que es una situación disparatada". En este sentido, ha recordado que el Parlament está cerrado hace un mes y medio, y que la oposición no puede controlar al Govern. "¿Se imaginan que hago yo eso en el Congreso? Sería escandoloso", ha señalado.

Respecto al 155 y el enorme impacto social que tendrá, ha recalcado "no presupone usar la fuerza" y que es un instrumento legal "similar al que ya existe en las constituciones de diferentes países europeos". "El límite temporal no está determinado. De lo que se trata es de recuperar la legalidad y normalidad institucional. Es una medida qe se toma en última instancia. Hemos sido muy prudentes, hemos intentado por todos los medio no llegar hasta aquí", ha recalcado. ¿Y espera más episodios de violencia? "Espero que las autoridades se comporten de forma más razonable que en ocasiones anteriores", ha deslizado.

Respecto al apoyo europeo, ha agracedido el respaldo de todos sus aliados "como no puede ser de otra forma". Preguntado sobre el porqué se negó a incluir el tema en la agenda de la cumbre, ha explicado que la agenda la hace el presidente del Consejo, Donald Tusk, y que "estaba de acuerdo con ella". "Es una asunto nacional, de España", ha zanjado.

Toda su comparecencia ha pivotado en torno a una máxima: arremeter con enorme dureza contra Puigdemont y señalarle como el "único culpable" de todo loq que está pasando por pactar "con los extremismos" en lugar de "estar a la altura de las circunstancias". "No se pueden hacer las cosas peor. Esto no se le ocurre a nadie. Quien tiene la culpa es el que incumple la ley", ha subrayado. "Con otras personas de ideología similar esto no hubiera ocurrido", ha deslizado.

¿El 155 es irreversible? "El Gobierno hizo muchos intentos para que hubiera una salida. El Gobierno sólo pidió una cosa, un Sí o un NO. Hemos actuado de manera muy prudente pero se ha llegado a una situación límite. Ellos han querido que llegásemos a esta situación", ha zanjado.

Fotos