El PNV descarta por el momento hablar con el Gobierno

Aitor Esteban./Efe
Aitor Esteban. / Efe

«Aunque hubiera presupuestos el tema catalán no se va a solucionar», ha dicho Aitor Esteban, portavoz de la formación en el Congreso; y Arnaldo Otegi, por su parte, ha abogado por el derecho a decidir

EUROPA PRESSMadrid

El portavoz en el Congreso del PNV, Aitor Esteban, ha reiterado este martes que en este momento, dada la "crisis institucional de primer orden" que hay en el contexto nacional con el desafío independentista en Cataluña, "no se dan las circunstancias para entrar en diálogo" con el Gobierno sobre los Presupuestos Generales del Estado. Y ha considerado "frívolo" el interés en sacar adelante las cuentas con la actual gravedad del problema catalán.

"Sería frívolo, termina el plazo sí, pero con una crisis de Estado e institucional de primer orden, ¿nos preocupan los presupuestos? (...) el PP tiene que preguntarse qué es necesario para hablar", ha explicado Esteban en una entrevista con la Cadena SER.

Y preguntado por la estabilidad que le daría al Gobierno la aprobación de las cuentas del Estado, Esteban ha recordado que aun con las cuentas respaldas en el Congreso, el conflicto en Cataluña continuará. "Aunque hubiera presupuestos el tema catalán no se va a solucionar, ¿eso significa que hay una legislatura estable?", ha asegurado.

Por ello ha lamentado que se deslice la idea en la opinión pública española de que los presupuestos solucionan el problema político al Gobierno y a partir de ahí "que arda Roma", en referencia a un recrudecimiento de la situación en Cataluña. "Esto no es serio", ha zanjado.

Esteban ha reiterado que el PNV no está manteniendo conversaciones con el Ejecutivo y que el acuerdo logrado para aprobar los presupuestos de 2017 se circunscribe solo a dichas cuentas.

Reclaman un «gesto en positivo»

El portavoz parlamentario del PNV en el Senado, Jokin Bildarratz, ha pedido este martes al Gobierno de Mariano Rajoy un "gesto, pero en positivo" ante la crisis abierta en Cataluña porque "ni la vía judicial ni la vía penal son la solución". La vicepresidenta Sáenz de Santamaría le ha respondido que están dispuestos al diálogo pero dentro de la ley.

"Dentro del marco constitucional, todo el diálogo es posible, pero fuera solo existe imposición", ha respondido Sáenz de Santamaría al senador peneuvista durante la sesión de control al Gobierno en el Pleno del Senado, que ha comenzado con dirigentes del PdeCAT y ERC exhibiendo banderas con la inscripción "Democracia".

Bildarratz, que ha señalado que están viviendo una de las "mayores crisis de Estado", ha criticado las imágenes de ciudadanos gritando a la Guardia Civil que partía a Cataluña 'A por ellos'. A su entender, esto demuestra que "únicamente el discurso de la ley no vale y la política es más necesaria que nunca", sobre todo para "cuidar de la cohesión social".

Además, el senador del PNV ha subrayado que la semana pasada se vió cómo el Gobierno no fue "capaz" de lograr el apoyo del Congreso para "avalar su política", después de que el PSOE se desmarcara de la iniciativa de Ciudadanos en apoyo a la estrategia del Ejecutivo de Mariano Rajoy.

Según ha dicho, el Gobierno alude a la ley, pero solo aquella que "viene bien al Gobierno en algún momento". "¿Por qué no cumple con el Estatuto de Autonomía? ¿Por qué dice no al desarrollo estatutario? ¿Por qué dice no al autogobierno?", se ha preguntado, para añadir que hay que aceptar que existe un "conflicto de voluntades" y de "ideas" que son diferentes a las del PP.

"Ni la imposición ni la vía judicial ni la vía penal son la solución", ha enfatizado Bildarratz, que ha señalado que Cataluña "necesita diálogo para que pueda haber una negociación y un acuerdo" que refrenden los ciudadanos, quienes "después de tanto sufrimiento necesitan dar su opinión". "A veces con un gesto, con un pequeño gesto, pero en positivo, realista y sincero es suficiente. Un gesto vicepresidenta, un gesto", le ha dicho.

Otegi aboga por el derecho a decidir

Arnaldo Otegi, por su parte, también ha abogado por "la soberanía y el estado vasco" y por el derecho a decidir. "Este país ha llegado quizá un poco tarde a este momento histórico porque, si se hubiera abierto otro frente aquí, de la misma naturaleza y con la misma intensidad, el Estado difícilmente lo hubiese hecho frente. No podría hacerle frente", ha añadido.

En su opinión, "el Estado tenía la previsión de que no iban a llegar las cosas hasta donde han llegado y con esa esperanza funcionaban". "Después les ha tocado improvisar, han tratado de hacerlo de manera no muy brusca, pero se les ha ido de las manos. Por lo tanto, la pregunta que yo me hago es: ¿Si ellos aceleran hasta el final, después, cómo se sale de ahí?", ha preguntado.

El líder de EH Bildu ha considerado que "el problema fundamental es que el Estado no tiene ni escenario de llegada y de salida porque ya hay un sector importantísimo de la sociedad catalana que ha desconectado de España, y que está desconectando todavía más viendo la actitud del Estado".

"Por eso, yo creo que, como siempre en estas cosas, la partida se va a jugar con la gente y, como la gente está del lado que está, el Estado tiene difícil salida. Y eso es lo que a nosotros nos gustaría hacer aquí, es decir, convencer a la gente de que una posibilidad real. Si queremos cambiar la vida a mejor, hay que construir nuestra propia República, y yo creo que el Estado español es muy consciente de que tiene un problema grave y estructural, y no tiene estrategia más allá de la fuerza bruta", ha apuntado.

Por último, ha dicho que espera que los Parlamentos de Navarra y de la Comunidad Autónoma Vasca sean "los primeros del mundo que reconozcan la República Catalana", y ha afirmado que ésa será la iniciativa de EH Bildu desde "el minuto uno" en que se proclame.

Contenido Patrocinado

Fotos