Los socios del Govern rechazan en bloque unas elecciones anticipadas

El portavoz de ERC, Joan Tardá./Efe
El portavoz de ERC, Joan Tardá. / Efe

ERC amenaza con abandonar el gobierno catalán, en PDeCat ya han renunciado dos diputados y la CUP avisa de que tomarán medidas ante la «deslealtad»

Rosario González
ROSARIO GONZÁLEZMadrid

El inesperado giro de Carles Puigdemont, que habría puesto encima de la mesa la oferta de renunciar a la DUI y convocar elecciones si se frena el artículo 155, ha puesto en pie de guerra a sus socios en el gobierno catalán. Según han confirmado desde ERC, los consejeros abandonarían el Govern si el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, anunciara elecciones anticipadas.

La Ejecutiva de ERC se ha reunido este jueves a mediodía de urgencia tras salir de la reunión en la Generalitat convocado por la mañana por Puigdemont, y después de que haya comunicado a sus consejeros y a diputados de JxSí que tiene intención de convocar elecciones.

La Ejecutiva de ERC ha decidido por unanimidad pedir a Puigdemont que reconsidere la convocatoria de comicios en Cataluña y han asegurado que mantienen la esperanza de que el presidente cambie de opinión, aunque avisan de que, si no lo hace, saldrán del Gobierno.

Dos bajas en PDeCAT

La misma reacción han tenido desde el PDeCAT -integrantes de JxSí junto a ERC-, donde dos de sus diputados en el Parlament, Jordi Cuminal y Albert Batalla, han dado un paso más y han anunciado ya que abandonan el partido para mostrar su rechazo tajante a la decisión de renunciar a la DUI y convocar elecciones anticipadas.

Batalla, alcalde de La Seu d'Urgell (Lérida), ha confirmado en Twitter que "hoy mismo renuncio como diputado y me doy de baja del PDeCAT", mientras que Cuminal, exresponsable de comunicación de CDC y del Govern de Artur Mas, se ha expresado en idénticos términos en la misma red social.

La CUP alerta de la «deslealtad»

También desde la CUP, que no forma parte del gobierno catalán, pero es un socio clave en el parlamento regional, han advertido a Puigdemont de que convocar elecciones sería una "deslealtad" y que el único escenario "posible" es que declare la independencia y proclame la república catalana. El diputado de la CUP Carles Riera, acompañado de la también parlamentaria anticapitalista Mireia Boya, ha lamentado que "gane peso la posibilidad de que Puigdemont convoque elecciones autonómicas anticipadas" y ha advertido de que "no obedecer el resultado del referéndum del 1-O y no declarar la independencia sería una deslealtad. Ya no a la CUP, a JxSí o a la mayoría independentista del Parlament, sino a los más de dos millones de personas que defendieron colegios y que contra la represión del Estado votaron a favor de la independencia".

Así, la formación esperará a que Puigdemont "confirme su decisión" y, en función de ello, "tomará las medidas políticas, institucionales y de movilización más adecuadas para defender la democracia, la república y el referéndum". "Esperamos que no caigan en la tentación de decir no a la democracia y sí a las presiones, chantaje y violencia del Estado" y "obedecer, en un acto de sumisión, subordinación y vasallaje, al Estado, a judicatura y Fiscalía, a las fuerzas de seguridad españolas, al Ejército, al IBEX35 y a una UE en quiebra democrática".

Fotos