La Junta impulsará cinco «ambiciosos proyectos» en la cuenca minera leonesa y pondrá 25 millones para Nueva Julia

Juan Martínez Majo, Pilar del Olmo y Francisco Castañón, en el Ayuntamiento de Pola. / Noelia Brandón

La consejera de Empleo preside la reunión del Comité de Seguimiento del Plan de Dinamización de los Municipios Mineros, sacando pecho de la bajada del paro generado gracias al mismo

NACHO BARRIOPola de Gordón

El Ayuntamiento de Pola de Gordón fue el escenario de la reuníon del Comité de Seguimiento del Plan de Dinamización Económica de los Municipios Mineros. Con la presencia de la consejera de Empleo, Pilar del Olmo, el encuentro celebrado en el salón de plenos sirvió para que la titular de la cartera autonómica destacara que en el anexo de presupuestos de Castilla y León «hay incluídos proyectos para las cuencas por un valor de 14 millones de euros.

Se comprometieron el año pasado 37, siendo lo acordado incluir cinco millones cada año en presupuestos, por lo que no sólo damos cumplimiento a lo propuesto sino que lo hacemos con un exceso importante».

Así, del Olmo destacó como proyectos más novedosos el Estadio de Aguas Bravas en Cistierna, un vivero de empresas en Cabrillanes, el Centro del Clima en la Pola de Gordón, la restauración de locomotoras mineras en Sabero o el arreglo del edificio de usos multiples en Torre del Bierzo.

Desde el punto de vista económico, la consejera destacó que la Junta ha conseguido, «con la colaboración de los agentes económicos y sociales», que la Unión Europea apruebe un millón de euros para el Fondo de Ayuda a la Globalización.

En este asunto, quiso resaltar que, «con los 700.000 euros que pone la Junta, el plan se destinará a los mineros que se han quedado sin trabajo, tanto para orientación y formación laboral como para el emprendimiento». Del Olmo quiso destacar que ésto «es consecuencia de un viaje que hicimos a Bruselas, donde tuvimos reuniones de importancia».

Centrándose en lo local, la consejera de Empleo señaló que ya están en marcha las oficinas ADE Tierras Mineras, -estando una de ellas en la Pola-, cuya misión es «incentivar la economía y el empleo de los municipios mineros».

Igualmente sacó pecho de la lanzadera financiera, gracias a la que se han concedido ayudas a 183 proyectos por un importe global de 43 millones. Volviendo al punto anterior, Del Olmo estimó que «con el fondo Tierras Mineras, que era específico, se han financiado tres proyectos con los que se han creado 175 puestos de trabajo y el mantenimiento de 32».

Haciendo un pequeño análisis, Pilar del Olmo defendió que «estos datos son interesantes, ya que desvelan la apuesta de la Junta, que prima en las subvenciones a estos lugares». En ese balance, aseguró que «desde que se puso en marcha el Plan Tierras Mineras, los afiliados a la Seguridad Social del primer semestre de 2017, cuando ya estaba en marcha el Plan de Dinamización, se han incrementado un 21 por ciento». Igualmente, afirmó que «el paro ha bajado un 7,6%, es un dato interesante si se tiene en cuenta el desempleo d eestas zonas, lo que da reflejo de que las inversiones están dando resultados que son modestos pero positivos».

¿Empleo pasajero?

A preguntas de los periodistas sobre la calidad del empleo que se crea, Pilar del Olmo sentenció que «se está cuidando el empleo, los 175 puestos del Fondo de Tierras Mineras son industriales. En cuanto a los de la lanzadera pasa lo mismo. Todos estos puestos de trabajo no tienen el carácter de temporal, tienen cierta estabilidad en el tiempo y la mayoría podemos hablar de que son de calidad».

Nueva Julia

Pilar del Olmo quiso informar sobre el proyecto de restauración de Nueva Julia, que gracias a la obra pública, «devolverá el paisaje a cómo era antes de la explotación minera, con una inversión de aproximadamente 25 millones, que esperamos recuperar parte por via empresarial y de Fondos Miner. Vamos a contratar esa restauración que supondrá empleo durante varios años y será empleo de calidad».

Fotos