Un pasaje con nombre de mujer

León estrena el nuevo pasaje de Paz Fernández Peña que une Ordoño II con la calle San Agustín, en una obra que parecía no acabar pero con la que la capital gana un espacio comercial y residencial | El espacio cuenta con 43 viviendas, 198 plazas de garaje y un gran espacio comercial

Inauguración del nuevo pasaje. / Noelia Brandón/Vanessa Lorenzo
N. BARRIO León

Volcada en la atención a las niñas pobres de León, María de la Paz Teresa Manuela Fernández Peña ('Paz Peña' para la gran mayoría) nacía en la capital en 1889 en los alrededores de la Plaza Mayor.

Nieta de Simón Fernández, empresario que adquirió el solar para construir Botines, Paz Peña fue una mujer «vital, abierta y generosa» que apoyó la construcción de la iglesia de San Claudio y que donó sus bienes a la Fundación que lleva su nombre, cuya misión no era otra que educar las niñas pobres, primordialmente de la capital.

En una Historia que en demasiadas ocasiones descarta a las mujeres como protagonistas, León este viernes ha hecho justicia. Paz Peña pone nombre al nuevo pasaje que ha ganado la capital.

El revuelo era el propio de un estreno. León gana un espacio que une ya Ordoño II con San Agustín y tocaba verlo en directo, a pesar de una lluvia que tampoco se lo quiso perder. Ruperto de Lucio, del Patronato de la Fundación Paz Fernández Peña, destacaba que, pese a las «lógicas discrepancias desde la cordialidad», el pasaje ve por fin la luz gracias al entendimiento de todos.

Tras versar la vida y obra de Paz Peña, el gerente de la promotora, Óscar Diéguez, destacaba que «hemos peleado, cada uno tirando hacia su lado como es normal, pero hemos logrado un espacio que cuenta con 43 viviendas y 198 plazas de garaje».

El alcalde de la capital, orgulloso por la inauguración, defendió que «todo llega cuando se trabaja con una unidad de objetivo, como en este caso». Así, Silván señaló que «conseguimos hacer en el centro de León un edificio emblemático con su pasaje, que es un homenaje, es buena noticia».

Paz Peña y su labor altruista ya tiene reconocimiento, en un espacio que León estrena sintiéndolo como propio.

Contenido Patrocinado

Fotos