León pierde 48 docentes, dos más de los planteados inicialmente en la negociación

León pierde 48 docentes, dos más de los planteados inicialmente en la negociaciónGráfico

La provincia leonesa es la única que aumenta la supresión de puestos docentes tras la mesa de negociación con la Junta de Castilla y León

I. SANTOSLeón

La pérdida de puestos en educación sigue siendo sangrante en León. Tras las primeras cifras ofrecidas por la Junta de Castilla y León en diciembre del pasado año, las negociaciones han dado sus frutos, aunque no en todas las provincias de la Comunidad por igual.

En un principio, la propuesta de modificación de las plantillas en diciembre de 2017 marcaba una pérdida de 144 puestos en Castilla y León de los cuales, 46 correspondían a la provincia leonesa. Tras esas cifras la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) comienza una negociación para que la institución reduzca el numero de puestos a suprimir. Los nuevos datos han salido este jueves a la luz y son positivos para la mayoría de las provincias y la Comunidad en general, que han visto un descenso de 144 a 88 en los puestos que se suprimen. Pero la provincia leonesa ha visto incrementada la supresión de puestos de los 46 a los 48 que finalmente perderá.

Pese a las negociaciones de estos meses, que se ha llevado en todas las provincias de la Comunidad, y que ha finalizado este jueves 8 en una Mesa Sectorial en la Consejería de Educación, el saldo final es aún más negativo para la provincia leonesa que al inicio.

En el desglose de puestos perdidos León verá el curso 2018-2019 11 maestros menos en los Institutos de Educación Secundaria, 24 maestros menos, 17 puestos de profesorado de enseñanza secundaria menos, 17 profesores de formación profesional menos y cuatro puestos de Enseñanzas de Régimen Especial. Estas pérdidas hacen un total de 73 puestos menos. Por otro lado, la Junta de Castilla y León creará dos puestos de maestro, 21 de Profesorado de Enseñanza Secundaria, 2 de profesorado de formación profesional y ninguno en las enseñanzas de régimen especial. Lo que deja un saldo total de 48 puestos menos en la provincia.

Tras las negociaciones, León pierde la creación de dos puestos (uno de Profesorado de Enseñanza Secundaria y otro de profesorado de formación profesional).

Un balance ‘positivo’

Una situación que contrasta con el resto de la Comunidad en la que el balance es ‘positivo’. La pérdida de puestos docentes en Castilla y León para el próximo curso 2018-2019 será finalmente de 88. El saldo es negativo en todas las provincias menos en Valladolid, que gana 19 plazas (en vez de las seis iniciales) tras la negociación realizada, y en Burgos, que el saldo final es cero (tras una pérdida inicial de 10 puestos). Salamanca pierde 25 puestos, Ávila 13, Zamora 10, Palencia 6, Soria 3 y Segovia pierde 2.

La presidenta del sector de Educación de CSIF Castilla y León, Isabel Madruga, señaló en un comunicado que estos datos son insuficientes, ya que no olvida que desde el inicio de la crisis -en 2010- se han perdido unos 1.500 docentes.

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios ha valorado como «positivo pero insuficiente» que, finalmente, se hayan ‘salvado’ 56 puestos de docentes en las plantillas del próximo curso 2018-2019, en el conjunto de Castilla y León, después de que la Junta no haya suprimido 13 puestos en relación con la propuesta inicial y cree 43 puestos más.

Madruga insiste en que «Junta y sindicatos tenemos que seguir negociando y consensuando para resolver los problemas del sistema educativo público de la Comunidad, como es la altísima interinidad del profesorado, o la igualdad de oportunidades en los alumnos del ámbito urbano y del rural, sin perder de vista la próxima negociación de un Pacto nacional por la educación, que tendrá consecuencias para Castilla y León».

Contenido Patrocinado

Fotos