León gana en un año 716 inmigrantes con tarjeta y la Comunidad rompe la tendencia a la baja

León gana en un año 716 inmigrantes con tarjeta y la Comunidad rompe la tendencia a la baja

En Castilla y León el colectivo más numeroso procede de Rumanía y Bulgaria, con 42.911 y 33.070 individuos, aunque también destacan los 21.245 marroquíes y los 18.737 portugueses

ICAL León

La población inmigrante retorna con la mejora económica. La Secretaría de Estado de Inmigración, dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, registró a finales de 2017 un total de 176.011 extranjeros con certificado de registro o tarjeta de residencia en vigor en Castilla y León, lo que supone 3.390 más que en la misma fecha del año anterior. Un dato que rompe una tendencia a la baja que se sostiene desde 2011, cuando se alcanzó la cota de inmigrantes con 'papeles' en la Comunidad, con 183.454.

Y es que desde ese año récord, si se analiza su cifra a finales de cada ejercicio, el dato fue a la baja, con 183.454 en 2011; 175.613 en 2013; 173.402 en 2014; 173.209 en 2015; 172.621 en 2016; y los 176.011 de 2017. En 2017, todas las provincia ganaron población inmigrante, sobre todo Valladolid (34.278), con 842 más; y León (23.644), que sumó 716. Asimismo y siempre según las cifras que maneja el departamento que dirige Fátima Báñez consultadas por Ical, Salamanca (17.794) ganó 496, Burgos (33.888), 449; Palencia (8.485), 373; Soria (8.598), 170; y Segovia (24.770) y Zamora (11.041), 160 en ambos casos.

Un informe recogido por Ical, revela que al cierre del año pasado había en la Comunidad, 94.478 inmigrantes varones con tarjeta y 81.533 mujeres, lo que supone que llegaron a Castilla y León desde otros países 1.454 hombres y 1.936 mujeres. Por lo que se refiere al régimen, el Gobierno contabilizó al término del ejercicio anterior, un total de 126.338 inmigrantes con libre circulación por la UE, 2.590 más que en 2016; y 49.673 del general, que se elevaron en 800 individuos.

Estancia

Un análisis pormenorizado de la estancia de los inmigrantes en la Comunidad, constata que dentro del régimen de libre circulación había 113.585 ciudadanos de la UE y 12.753 familiares nacionales de terceros países. Entre los primeros, la mayor parte, 67.124, aparecen en el grupo de motivo de residencia no determinado; y 29.552 contaban con la residencia permanente.

Asimismo, un total de 7.182 permanecían en la Comunidad, con un trabajo por cuenta ajena; y 603 por cuenta propia. También había 1.432 con residencia no lucrativa; 2.452 estudiantes; y 5.240 gracias a familiares. En cuanto a los familiares de nacionales de terceros países, 5.197 tenían la residencia permanente. Por lo que se refiere a la edad, la mayor parte de estas personas, 109.163 contaba con entre 16 y 64 años; mientras que se contabilizaban 16.180 de entre 0 y 15 años; y 5.249 de 65 o más años.

En cuanto a los extranjeros del régimen general, contaban con residencia de larga duración la mayor parte, 43.315 personas, y a los de residencia temporal, 2.305, con autorización por reagrupación familiar, y 655 contaban con una residencia no lucrativa.

El análisis de este grupo constata también que 2.105 inmigrantes del régimen general contaba con un trabajo por cuenta ajena; 148 eran autónomos; y 579 tenían otra autorización (investigación, Tarjeta azul-UE, prestaciones transacionales de servicios, excepción de la autorización de trabajo, inversores, emprendedores, profesionales altamente cualificados, traslado intraempresarial y formación, desarrollo e innovación).

Junto a estos, la Comunidad también acogía a finales del año pasado 482 extranjeros del régimen general por arraigo, y 84 por razones humanitarias y otras (autorizaciones que se conceden por circunstancias excepcionales por protección internacional, razones humanitarias, colaboración con autoridades, seguridad nacional o interés público, mujeres víctimas de violencia, colaboración contra redes organizadas y víctimas de trata de seres humanos).

Por tipo de autorización, para los inmigrantes de este régimen con residencia temporal, 2.321 contaban con la inicial; 1.476 estaban en fase de modificación de la situación administrativa; 2.271 lograron la primera renovación; y 482, la segunda. Por edades, el grupo mayoritario en el régimen general estaba entre los 16 y los 64 años, con 39.085 personas; junto a 9.544 jóvenes de entre 0 y 15 años; y los 1.044 de 65 y más años.

Nacionalidades

Los extranjeros que estaban en la Comunidad a finales de 2017, con régimen de libre circulación procedía mayoritariamente de Rumanía y Bulgaria, con 42.911 y 33.070 individuos, respectivamente. Asimismo, residían 18.737 portugueses, 3.949 italianos, 3.747 polacos, 1.855 británicos y 1.813 alemanes.

En cuanto a los inmigrantes del régimen general, Castilla y León contaba en la conclusión de 2017, con 21.245 marroquíes; 3.882 ucranianos; 3.799 chinos; 3.287 colombianos; 2.800 ecuatorianos; 1.874 dominicanos; 1.565 argelinos; 1.412 peruanos; 1.357 bolivianos, y 1.171 brasileños.

Contenido Patrocinado

Fotos