Crémenes, Matallana de Torío y Villarejo de Órbigo tienen retenida la asignación de los Tributos del Estado desde junio

La medida la toma el Ministerio de Hacienda cuando un ayuntamiento no rinde en tiempo y forma las cuentas

N. BARRIO León

Los ayuntamientos de Crémenes, Matallana de Torío y Villarejo de Órbigo tienen la asignación de los Tributos del Estado retenida al no haber presentado las cuentas públicas en tiempo y forma al Ministerio de Hacienda.

Esta medida, tomada por el ministro Cristobal Montoro, se encuentra dentro de la Ley 2/2011, por incumplimiento de los municipios de la comunicación de la liquidación del presupuesto, enmarcada dentro del paquete de acciones que desde este Ministerio se pusieron en marcha cuando el Partido Popular entró en el gobierno en 2011.

Así, la provincia de León no entraba en la lista de ayuntamientos con la entrega a cuenta retenida hasta el mes de junio, sumando a este mes julio y agosto.

La asignación que proviene de los Tributos del Estado supone un interesante ingreso para los consistorios y, en ciertas ocasiones, un alivio para una contabilidad pública en la que los ingresos se esperan como agua de mayo.

Sea como fuere, con la entrega de las liquidaciones estos ayuntamientos podrán acceder a la cantidad retenida.

Fotos