Más de 4.350 efectivos y 31 medios aéreos combatirán el fuego de la Comunidad en un verano «especialmente complicado»

Suárez-Quiñones presenta en el León el operativo de lucha contra incendios forestales. / Campillo

La Junta de Castilla y León redobla la lucha contra los incendios, con la incorporación de 116 nuevos profesionales, tres nuevas cuadrillas, dos de ellas nocturnas, y 117 nuevos vehículos con una capacidad de 500 litros

A. CUBILLASLeón

No hay límites geográficos ni reservas de medios materiales y humanos para proteger a León y el conjunto de la Comunidad del fuego. Así se ha puesto de manifiesto este martes en la capital donde el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha citado a todos los delegados territoriales para presentar el operativo especial de lucha contra incendios para un verano que se presenta difícil.

“Hay elevado estrés hídrico de la vegetación tanto matorral como arbolado y una baja reserva hibrida y por lo tanto va a ser una temporada difícil porque los fuegos van a ser fácilmente iniciales si hay un elemento que los inicie. Es decir, van a ser incendios que serán complicados de controlar y, sobre todo, de extinguir totalmente”, señaló Suárez-Quiñones.

Un operativo que se extiende del 1 de enero al 31 de diciembre hasta llegar a su despliegue máximo entre el 1 de julio y finales de septiembre, pero que la situación de riesgo meteorológico, ha obligado a elevar el nivel medio de riesgo desde el 8 junio.

4.350 profesionales forestales -116 más que el año anterior y 221 más que en 2015-, 201 puestos de vigilancia y cámaras, 192 autobombas, 124 pickup, 188 cuadrillas terrestres y helitransportadas, 31 medios aéreos -26 helicópteros y cinco aviones- y 26 buldócer conformarán este operativo al que se adhieren tres cuadrillas más, dos de ellas con carácter nocturno, y seis dotaciones nocturnas de autobombas propias.

A ello se suman más de 19.000 kilómetros de cortafuegos y una red extensa de puntos de agua que se distribuyen territorialmente para atender toda la Comunidad y actuar donde sea necesario dando una respuesta eficaz. En materia de personal, la Junta ha incrementado las horas de paradas de las cuadrillas de tierra para mejorar su actuación y ha subido el número de meses anuales de prestación de helicópteros, alcanzando los 116.

Mejoras tecnológicas

Un operativo que incorporará una aeronave no tripulada que realizará labores de vigilancia y apoyo a la extinción en los montes de El Bierzo donde además, según adelantó el consejero, está previsto que el próximo mes se inicie la instalación de las cámaras de video vigilancia.

Además, se dotará a todos los agentes medioambientales de un Smartphone que les permitirá estar geolocalizados así como el intercambio de información para favorecer la prevención y la gestión de los incendios.

Un operativo al que la Junta destinará 3,5 millones más que en 2016 así como el millón y medio de incremento para los gestos de extinción con el objetivo de reducir al mínimo los efectos del fuego en León y la Comunidad este verano en el que, como cada año, jugará un papel clave las tareas de prevención así como de concienciación.

Al fin de cuentas, el 93% de los incendios tiene su origen en la mano del hombre.

Presentación del operativo de lucha contra incendios forestales.

Coordinación con el resto de administraciones

El Centro Autonómico de Mando, ubicado en Valladolid, está en absoluta coordinación con la Sala de Emergencias del 112 y con los nueve Centros Provinciales de Mando situados en las capitales de provincia, así como en colaboración directa con el resto de administraciones: central, autonómicas y locales. De esta manera, se garantiza un buen funcionamiento y una cooperación eficaz mediante una organización eficiente de los recursos y medios disponibles.

En relación al Gobierno de la Nación, cabe señalar especialmente la coordinación y colaboración con el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (MAPAMA) y sus medios aéreos de carácter nacional, a través de la Delegación y Subdelegaciones de Gobierno, en especial con la Guardia Civil y singularmente con el SEPRONA y con los Ministerios de Interior y de Defensa en relación a la Unidad Militar de Emergencias (UME). Con respecto a los medios aéreos de extinción, hay que destacar que a los 21 helicópteros de la Junta de Castilla y León se suman los 5 helicópteros y 5 aviones del Estado, ubicados en Castilla y León.

El operativo contra incendios forestales del Gobierno autonómico tiene un compromiso de colaboración recíproca con las comunidades autónomas limítrofes y con Portugal, establecida, en el caso de las comunidades autónomas, a través a nivel de convenios bilaterales y con Portugal a través del convenio entre estados. A estos acuerdos también se suman los numerosos convenios con las diputaciones provinciales y con los ayuntamientos de la Comunidad para colaborar en sus respectivos ámbitos competenciales.

Contenido Patrocinado

Fotos