Leonoticias

De intercambio con Wisconsin

video

Foto de familia de los estudiantes de Wisconsin en San Marcelo. / Sandra Santos

  • Los 26 alumnos de intercambio llegados de Wisconsin disfrutarán de dos semanas en León conociendo la provincia y la ciudad

León se vuelve a unir con Wisconsin en un nuevo intercambio de estudiantes. El Instituto de Enseñanza Secundaria Lancia ha realizado un hermanamiento con un centro en Estados Unidos mediante el cual los alumnos leoneses realizaron una estancia de tres semanas en un centro estadounidense.

En el mes de septiembre fueron los leoneses quienes visitaron el centro hermano y vinieron muy emocionados al poder disfrutar de una experiencia enriquecedora. Ahora es el turno de los estudiantes americanos que han sido recibidos en el consistorio de San Marcelo.

Acompañados por Luis Alonso, profesor del IES Lancia, los 26 alumnos han sido recibidos por el concejal de Educación del Ayuntamiento de León, Javier García-Prieto, quien ha querido hacer hincapié de que podrán disfrutar del «mejor románico, el mejor gótico y una huella romana impresionante».

Los 26 alumnos de Wisconsin tienen entre 17 y 18 años y se encuentran en su último año de instituto y esta es, para muchos, «su primera estancia fuera de EE.UU., nos han elegido a nosotros y estamos muy contentos de recibirles aquí», explica Luis Alonso.

En esta ocasión serán dos semanas en las que los jóvenes americanos disfrutarán de unas de las mejores representaciones del románico y el gótico español. Estos días les espera un completo programa en el que compartirán experiencias en el centro y alguna salida cultural.

«Tienen preparado un programa completo, hacen vida escolar en el centro porque es un intercambio, pero tienen varias salidas culturales fundamentalmente León, pensamos llevarles a las Médulas y Astorga», explica el profesor del centro leonés.

Con muchas ganas de conocer la ciudad los estudiantes de Wisconsin han llegado a León en el que para muchos es su primer viaje atravesando las fronteras de Estados Unidos.

Por su parte, algunos de los alumnos han asegurado que «es una experiencia muy bonita» y que lo poco que han visto de León « me gusta mucho, es muy bonita y la gente es muy simpática».

Un hermanamiento entre dos centros que a pesar de tener muchas diferencias culturales también tienen mucho en común de lo que aprender y sobre todo disfrutar.