Leonoticias

F18 españoles recorren Castilla y León en respuesta a la presencia de un Sukhoi Su-35 ruso

Un F18 del Ejército del Aire en la Base de la Virgen del Camino.
Un F18 del Ejército del Aire en la Base de la Virgen del Camino.
  • Los 'cazas' españoles trazaron en paralelo y por la Comunidad la ruta del avión ruso en la costa de Portugal

Sobrevoló el Cantábrico pero fuera del espacio de soberanía española (12 millas). Sin embargo el vuelo de un caza ruso Sukhoi-35 (Su-35) desde el sureste del Reino Unido hasta el cabo portugués de San Vicente obligó el pasado jueves al Ejército del Aire a activar dos aviones de combate F-18 -de las bases de Torrejón y Zaragoza- con el objetivo de «vigilar en la distancia» la actividad del aparato ruso, según informaron a ABC fuentes militares.

«Las aeronaves españolas mantuvieron vigilancia de las trazas [del caza ruso] sin necesidad de interceptarlos», explican las fuentes que subrayan que este tipo de misiones son rutinarias, sin que haya habido ningún tipo de tensión en el operativo. «Al llegar al cabo de San Vicente y siempre en aguas internacionales, el caza ruso dio media vuelta».

'Escolta' por Castilla y León

Uno de los aviones de combate españoles F-18 fue enviado en paralelo con la frontera portuguesa (por Castilla y León, Extremadura y Huelva) para seguir la evolución del vuelo del caza ruso; mientras que otro se situó en la zona del golfo de Cádiz. Este tipo demisiones son conocidas en el argot militar como «scramble» y son lanzadas para identificar la posición de una aeronave sospechosa.

Se da el caso de que el aparato ruso, como es habitual en estos casos, no informó de su plan de vuelo con anterioridad ni tampoco respondió a las señales de identificación. En el operativo, del que tenía conocimiento la OTAN, también participó en territorio portugués un caza F-16 de este país.

Otros incidentes

Este vuelo del caza ruso en aguas internacionales próximas a la zona de influencia de Portugal es semejante a la que con frecuencia se produce en los países bálticos (por ello la OTAN despliega allí una misión aérea) o últimamente en los países nórdicos.

Menos frecuente en la zona del Mediterráneo suroccidental, este vuelo se produce casi un mes después de que el grupo aeronaval del portaaviones ruso Almirante Kuznetsov atravesara el estrecho de Gibraltar en su rumbo hacia Siria. Ya a principios de octubre, otros dos aviones rusos obligaron a activar aviones españoles en las cercanías a Bilbao.