Leonoticias

El Consejo autonómico de la Abogacía ve en las nuevas tecnologías uno de los grandes retos de la profesión

Fernando García Delgado, en el centro, momentos antes de inicar la jornada.
Fernando García Delgado, en el centro, momentos antes de inicar la jornada. / Campillo
  • Fernando García Delgado asiste a la inauguración del Máster de Acceso a la Abogacía que organizan la ULE y el Colegio de León

La adaptación del ejercició de la profesión a las nuevas tecnologías es uno de los principales retos a los que se enfrentan los abogados. Así lo considera el presidente del Consejo de la Abogacía de Castilla y León, Fernando García Delgado, quien esta tarde asistió en León al acto de inaguración del Máster de Acceso a la Abogacía que organizan la Universidad y el Colegio de Abogados de León.

«Principalmente la tecnología, las nuevas formas de vida que tenemos, todo lo relacionado con la informática, las comunicaciones digitales, la plataforma Lexnet, todas estas cuestiones ultramodernas que nos han venido de golpe y porrazo y que a los que peinamos canas nos desbordan un poco», señaló sobre el escenario que espera a los futuros letrados.

García Delgado animó a los alumnos al ejercicio de la abogacía porque, dijo, «es una de las profesiones más bonitas del mundo, ya lo decía Voltaire» y les recordó que a partir del momento en que inicien su trayectoria profesional contarán con tres elementos que hasta ahora no conocían: los tribunales, los compañeros y los clientes, «a los que les deberán siempre lealtad absoluta. Es la clave en el ejercicio profesional, ayudar al ciudadano y prestarle nuestro servicio y así se hace mejor justicia».

35 plazas

El salón de Actos del Colegio de Abogados de León acogió el acto inaugural, al que también asistieron el decano de la Facultad de Derecho, Juan José Fernández Dominguez, el decano del Colegio de Abogados de León, José Luis Gorgojo del Pozo, además de representantes académicos y de la abogacía leonesa.

El máster, que oferta 35 plazas, está dirigido a los alumnos que han finalizado sus estudios de Grado en Derecho, como paso previo a la prueba de acceso a la profesión de abogado, que cada año convoca el Ministerio de Justicia. Se basa en una formación activa y participativa que incluye prácticas tuteladas en despachos de León.