La Policía detiene a un segundo sospechoso por el atentado de Londres

Servicios de emergencia tras el atentado. / Afp

Se trata de un hombre de 21 años que permanece bajo custodia policial

COLPISA / AFP

Las autoridades británicas rebajaron este domingo el nivel de alerta terrorista de crítico a grave -el nivel máximo- después de que la investigación sobre el atentado que dejó 30 heridos en el metro de Londres del pasado viernes llevara al arresto de dos personas, según ha anunciado la ministra del Interior, Amber Rudd, señalando que la amenaza de atentado ya no se considera por lo tanto "inminente" como el viernes por la noche, sino "altamente probable".

Mientras tanto, prosigue la investigación policial sobre el ataque, que ha resultado con el arresto de una segunda persona este domingo y el registro de un domicilio. Se trata de un joven de 21 años que fue detenido en la noche del sábado en localidad de Hounslow, situada a las afueras de Londres y cerca del aeropuerto londinense de Heathrow. El detenido fue llevado a la comisaría donde permanece bajo custodia provisional, explican en un comunicado.

Más información

El arresto se produce horas después de que un adolescente de 18 años fuera detenido en la sala de embarque del puerto de Dover, en el suroeste de Inglaterra, en virtud de la ley antiterrorista de 2000. De acuerdo con esa legislación, los agentes podrán retener a los dos sospechosos sin cargos durante un máximo de 14 días, tras lo cual deberán solicitar permiso judicial si se mantiene la detención.

Las autoridades han hablado ya con un centenar de testigos y han examinado más de 180 vídeos y fotografías para tratar de esclarecer lo ocurrido en Parsons Green. La explosión de una bomba casera, reivindicada por el grupo terrorista Estado Islámico, causó 29 heridos y llevó al Gobierno de Theresa May a elevar al máximo el nivel de alerta antiterrorista.

«No actuó solo»

La ministra de Interior ha declarado a la BBC que estos arrestos sugieren que el responsable de colocar el viernes el artefacto explosivo no actuó "solo". El grupo terrorista Estado Islámico (EI) se ha responsabilizado del ataque, pero Rudd ha señalado que "no hay evidencias" que sugieran que esa organización estuviera detrás del atentado.

De acuerdo con las fuerzas del orden, la investigación policial está muy activa y no se descarta que haya otros cómplices. Como parte de esta pesquisa, los agentes registraron ayer una vivienda en la localidad de Sunbury-on-Thames, a las afueras de Londres -hacia el suroeste-, donde vivía supuestamente el chico de 18 años detenido en Dover, y evacuaron durante varias horas a los vecinos como medida de precaución.

De acuerdo con los medios, los agentes trabajaron en el interior de la vivienda y se instaló en el jardín una tienda de campaña, generalmente utilizada por los expertos para labores forenses. Según los medios británicos, ese domicilio es propiedad de Ronald y Penelope Jones, de 88 y 71 años, respectivamente, conocidos en el barrio porque durante décadas dieron refugio provisional a numerosos jóvenes sin hogar, lo que les valió la condecoración Orden de Imperio Británico (MBA), concedida por la reina Isabel II en 2010. La prensa indicó hoy que esta pareja cuidó recientemente a jóvenes refugiados de países como Siria e Irak.

Contenido Patrocinado

Fotos