Leonoticias

Amatrice denuncia a Charlie Hebdo por la viñeta alusiva al seísmo

Viñeta publicada por el semanario francés Charlie Hebdo.
Viñeta publicada por el semanario francés Charlie Hebdo.
  • El semanario francés publicó el dibujo de personas ensangrentadas y cuerpos bajo los escombros con la frase: "Terremoto a la italiana: penne con salsa de tomate, penne gratinados y lasaña"

El Ayuntamiento de Amatrice, una de las localidades más afectadas por el terremoto del 24 de agosto que azotó el centro de Italia, presentó hoy una querella contra el semanario francés "Charlie Hebdo" por la publicación de una viñeta en la que se mofaba de las víctimas del seísmo. La demanda ha sido depositada por el italiano Mario Cicchetti, en calidad de abogado del consistorio, en las dependencias de la Fiscalía del Tribunal de la provincia de Rieti, de la que forma parte este municipio, informan los medios locales.

La querella se ha presentado por la viñeta que el semanario francés publicó el 2 de septiembre y en la que se podía leer la frase "Terremoto a la italiana: penne con salsa de tomate, penne gratinados y lasaña". Cada plato se correspondía con una imagen y en ellas se podía apreciar a un hombre ensangrentado (penne con tomate), a una mujer con sangre y el rostro con moratones y heridas (penne gratinados) y diversos cuerpos enterrados bajo escombros (lasaña).

La publicación de este dibujo provocó un fuerte rechazo en Italia por parte de personalidades políticas, como el alcalde de Amatrice, Sergio Pirozzi, que calificó la viñeta como una "sátira desagradable y vergonzosa". Tras la lluvia de críticas que recibió la publicación francesa también en las redes sociales, el semanario respondió horas después con otra viñeta publicada en Facebook.

Calidad de las construcciones

En esta ocasión se veía a una mujer ensangrentada tratando de levantarse del suelo, rodeada de escombros, y una frase que decía: "Italianos, no es Charlie Hebdo quien construye vuestras casas, es la mafia". La revista francesa hacía así referencia a la polémica generada en el país italiano tras el terremoto sobre la calidad de las construcciones y sobre la posibilidad de que la corrupción y las mafias se beneficien de edificaciones de zonas azotadas por desastres naturales.