Ni perfume ni pelo suelto, el manual de conducción para mujeres de Shanghái

Una mujer conduciendo. /
Una mujer conduciendo.

El manual que repartirá el ayuntamiento advierte además de la peligrosidad de llevar tacones de más de 4 centímetros y de colgar decoraciones en el espejo retrovisor

EFEShanghái

El Ayuntamiento de la ciudad de Shanghái ha emitido un manual de conducción que contiene un capítulo especial destinado a las mujeres en el que se les hacen sugerencias para ir al volante como no llevar el pelo suelto o no usar perfumes para el coche.

"A pesar de que el cabello largo es hermoso, evitará que las mujeres que conducen vean coches aproximándose por ambos lados", apunta el texto, según asegura un artículo publicado hoy por el portal de información Sixthtone. "En las emergencias donde el conductor necesita darse la vuelta, el pelo largo no solo bloqueará su vista, sino que también se podría enredar alrededor de los asientos y el volante", agrega el texto, que previsiblemente se entregará en todos los hogares de Shanghái a final de mes.

En él se les advierte además de la peligrosidad de llevar tacones de más de 4 centímetros de altura, de usar perfumes fuertes en el coche y de colgar decoraciones en el espejo retrovisor. Y es que las fragancias para coches podrían "dar lugar a una explosión", mientras que los tacones podrían afectar la aceleración y el frenado, según la guía.

El manual incluye capítulos destinados a conductores ancianos y a pasajeros infantiles pero sin embargo no existe una sección específicamente dedicada a la seguridad de los conductores masculinos. Todo ello pese a que las estadísticas oficiales demuestran que las mujeres en China tienden a estar involucradas en menos accidentes que los hombres. Por ejemplo, apunta el artículo, la policía de tráfico de Hangzhou (este) anunció recientemente que las mujeres representaban poco más de una décima parte de todos los accidentes reportados en la ciudad, a pesar de representar alrededor del 36 % de los conductores.

Pero Shanghái, considerada como la ciudad más abierta y moderna del país, no es la única urbe de China que ha lanzado pautas de conducción sexistas. En marzo, la policía de la provincia de Jiangsu (este), dio consejos similares a las mujeres en el Día Internacional de la Mujer en los que se advertía sobre acciones como hacer llamadas, enviar mensajes de texto y maquillarse en el coche e incluso conducir de mal humor. "Los estados de ánimo de las conductoras tienden a ser fácilmente influenciables. Su mal humor afectará su rendimiento de conducción", apuntaba entonces la policía de Jiangsu.

También fueron muy polémicos los espacios de estacionamiento solo para mujeres en ciudades como Kunming (suroeste) que son más grandes y están ubicados en una sección separada cerca de la salida.

Fotos